Indígenas en Parque Tercer Milenio en Bogotá.
RCN Radio
29 Oct 2020 10:34 AM

Indígenas levantarán asentamiento en parque Tercer Milenio, tras lograr acuerdo con el Distrito

Son 125 las familias que van a recibir beneficios de la Alcaldía de Bogotá.
Daniel Arias
Daniel
Arias Bonfante
@AriasBonfante

Tras varios meses de conversaciones, indígenas embera del Cauca y la Alcaldía de Bogotá lograron un acuerdo para que quienes hacen parte de esas comunidades ancestrales y estaban asentados en cambuches, frente al parque Tercer Milenio, en el centro de la ciudad, los levanten y puedan vivir en condiciones dignas. 

El alto Consejero distrital para las Víctimas, Vladimir Rodríguez, explicó que buscan, junto al Gobierno Nacional, realizar acciones articuladas en beneficio de esa población que recibirá distintos auxilios para regresar a sus territorios y para tener condiciones dignas de vida en la capital de la República.

Vea aquí: Video: Serpiente descendió de vehículo en plena vía de Bogotá

 “Estas medidas implican que durante cuatro meses, mientras avanza el plan de retornos y reubicaciones con el concurso y liderazgo del Gobierno Nacional, puedan tener un lugar de arriendo, así como la entrega de canastas alimentarias y bonos de Bogotá Solidaria en Casa”, explicó. 

“Es fundamental que durante estos cuatro meses, hasta finales de enero, el Gobierno Nacional apoye, coordine y lidere las condiciones para un retorno sostenible y sustentable” de esa comunidad a sus distintos territorios, añadió. 

En total son 125 las familias que van a recibir los beneficios anunciados por el Distrito y se están realizando ya los trámites administrativos para lograr sus traslados a las distintas zonas dispuestas. Los indígenas estuvieron allí por cerca de cuatro meses, exigiendo mejores condiciones de vivienda digna. 

Lea además: Hasta el 30 de noviembre se extenderá el aislamiento selectivo en Colombia

Después de que la comunidad que estaba protestando esté reubicada en sitios dignos de la ciudad, se van a adelantar los distintos procesos de retorno hacia sus lugares de origen y el próximo 30 de enero se va a realizar una evaluación sobre las acciones tomadas hasta la fecha. 

Con anterioridad, algunos voceros de esa comunidad ancestral habían indicado que no había sido posible tener ayuda por parte del Gobierno Nacional y del Distrito, y aseguraron que como víctimas de la violencia hacían exigencias al respecto y por eso decidieron armar el asentamiento en este espacio del centro de la ciudad.