Desperdicio de alimentos
Desperdicio de alimentos
Freepik / wirestock
27 Jul 2022 12:39 PM

Tres de cada diez alimentos se desperdician en el mundo: estudio

De acuerdo con el estudio, el desperdicio de alimentos implica una acelerada pérdida de vida silvestre.
Carolay Morales
Carolay
Morales
@Carolaymorales

Un estudio hecho por la ONG internacional de medio ambiente WWF, reveló que tres de cada diez alimentos que se producen en el mundo nunca llegan a consumirse. 

El informe llamado "Enviado a la basura: pérdida global de alimentos en fincas", es el primer cálculo de las pérdidas totales "de alimentos en fincas productoras desde 2011". 

"Esto equivale a que 2.500 millones de toneladas de alimentos dejan de consumirse en todo el mundo. La cifra prende las alarmas, pues son más de mil millones de toneladas más que la última estimación disponible", indicó la ONG. 

El desperdicio de alimentos implica una acelerada pérdida de vida silvestre, en tanto que existen miles de hectáreas dispuestas para la agricultura y la ganadería en el mundo, lugares que son el hogar de cientos o quizá miles de especies de plantas y animales, que a su vez hacen posible por ejemplo, la producción de agua dulce para fabricación de alimentos. 

Lea más: Mariposa en Nariño llevará el apellido de Iván Duque

¿Qué tanta conciencia existe sobre el desperdicio de alimentos vs la pérdida de vida silvestre?

La ONG reveló también los datos del estudio en Colombia  denominado ‘El verdadero valor de los alimentos’, en el que aseguró que "solo 18% de los ciudadanos considera que la forma en que nos alimentamos es la principal causa de la pérdida de naturaleza y la degradación ambiental". 

La organización agregó que "más aún, la mayoría de la población es optimista: el 65% de los encuestados cree que se puede hacer producción de alimentos sin tener un impacto negativo en la naturaleza y el 62% que esta solo contamina por el uso de pesticidas. Incluso, cuando se les preguntó si la producción de alimentos como la papa, el arroz y la carne de res se asociaban a problemas ambientales como la degradación de páramos y humedales o la deforestación, los encuestados no encontraron una relación directa". 

La WWF reportó que "la investigación realizó 1.950 encuestas y visitó 47 hogares en ocho ciudades para contrastar los imaginarios de las personas con sus hábitos frente a la alimentación". 

Más información: Perros siberianos: ¿Por qué empezaron a depender de los humanos?

Las 'tres paradojas que perjudican' la naturaleza

LA ONG de medio ambiente WWF analizó los datos que arrojaron las encuestas sobre la degradación ambiental y la producción de alimentos en Colombia, concluyendo "tres paradojas": 

1. "Los colombianos creen que su alimentación es variada, pero no lo es, principalmente porque sus hábitos de compra son siempre los mismos. El 43,7% de los encuestados considera que su alimentación es lo suficientemente variada, aunque repite con frecuencia alimentos como el arroz y el café. Sin embargo, afirman comprar siempre las mismas marcas y frecuentar las mismas tiendas, lo cual dificulta que se incorporen nuevos ingredientes a la alimentación, un aspecto clave para reducir las presiones sobre la naturaleza y aprovechar la biodiversidad de Colombia", destaca WWF.

 2.  "Identifican los alimentos procesados como aquellos que causan el mayor impacto en la naturaleza debido a los químicos, ignorando que la producción de alimentos frescos también tiene un impacto. El 53,7% de los encuestados asocian alimentos como empacados y enlatados como aquellos que más efectos negativos tienen frente al ambiente, mientras que solo el 8% cree que las frutas y las verduras causan este mismo efecto. Esto indica que hay una falsa asociación: lo más natural no causa daño ambiental", agregó esa organización.

3.  "Realizan cambios en su alimentación motivados por la salud, sin entender que una alimentación sana depende de un planeta sano. Un 70% de los encuestados han realizado cambios en su alimentación motivados por estar más sanos y un 49%, afirma que esa es la principal razón por la que su forma de comer cambió. Mientras tanto, ayudar al ambiente se encuentra en último lugar con un 3%, lo que denota un desconocimiento de la relación entre alimentación y naturaleza", finalizó la WWF.