bancoslafm.jpg
Ingimage (Referencia).
27 Feb 2017 07:14 AM

BanRep: si consumo de los colombianos no aumenta afectará crecimiento del país

El Banco de la República prendió las alarmas por el bajo nivel de consumo de los colombianos en lo primeros meses del año.
La
Fm
El gerente del Emisor, Juan José Echavarría indicó durante la pasada junta directiva, que "en Colombia, el crecimiento económico del cuarto trimestre de 2016 fue 1,6%, algo mejor que lo observado en el tercero; en todo el año culminó en 2%. El indicador de confianza del consumidor para el mes de enero de 2017 registró una fuerte caída. Si esto termina reflejándose en el gasto de los hogares, el pronóstico de crecimiento para 2017 podría reducirse (2% en un rango entre 0,7% y 2,7%)".
Indicó que ante este panorama decidió bajar las tasas de interés al 7,25%, con el fin de dinamizar la economía nacional.
El directivo recordó que el Emisor tiene la cifra más conservadora en materia de crecimiento, con un 2%, a diferencia del gobierno que le apuesta a un 2,5% o la Cepal que espera un PIB del 2,7%.
El gerente Echavarría explicó otros factores como la debilidad de la actividad económica y el riesgo de una desaceleración excesiva; la incertidumbre sobre la velocidad de la convergencia de la inflación a su meta y que el nivel actual de la tasa de interés real de política es contractivo, y por lo tanto es necesario que se le dé un impulso adicional al aparato económico del país.
Echavarría indicó además que "se espera que en 2017 el crecimiento la demanda externa sea algo mayor que el registrado en 2016".
Recordó además que "las expectativas de inflación de los analistas para diciembre de 2017 aumentaron y continúan por encima del rango de 2% a 4%; las de los analistas a dos años y aquellas derivadas de los papeles de deuda pública a 2, 3 y 5 años se mantuvieron estables y se sitúan entre 3,7% y 4,8%".
Y es que según el informe más reciente de Fedesarrollo, sobre la confianza de los consumidores, en enero, este indicador cayó un 30,2%, la cifra más baja de los últimos 16 años.
Para Fedesarrollo, "la contracción en la confianza de los consumidores obedeció a una reducción tanto en el componente de expectativas como en el de condiciones económicas actuales, cuyos balances se ubicaron en mínimos históricos".