10 Mayo 2016 07:41 AM

Denuncian enfermedades por tomar agua contaminada con glifosato

La comunidad Dogibi, de Unguía, en el Chocó, estaría padeciendo extrañas inflamaciones y coloraciones en la piel.
A las 19 mil personas que están afectadas por un brote de malaria en Chocó, por tomar agua contaminada por la minería ilegal, se suman las enfermedades que sufre la comunidad indígena Dogibi, de Unguía, según las denuncias, por ingerir químicos usados en la erradicación de cultivos ilícitos.
 
El líder indígena, Pedro Chamarra, explicó que los nativos están presentando extrañas inflamaciones y coloraciones en la piel, además, los menores de edad sufren enfermedades digestivas por el consumo de agua contaminada por el glifosato.
 
"Los químicos que se usaban para erradicar la hoja de coca cayeron al río y las quebradas, como los indígenas se encuentran en la parte baja del afluente, han venido consumiendo el agua con los herbicidas", denunció Pedro Chamarra.
 
Los indígenas solicitaron la intervención del Ministerio Público para garantizar el acceso a la salud de las personas afectadas. Además, pidieron establecer si el glifosato que habría contaminado las aguas, fue esparcido recientemente o en años anteriores.
 
Por otra parte, el general Javier Díaz, comandante de la Fuerza de Tarea Conjuntan Titán del Chocó, aseguró que sus tropas no tienen avionetas ni los equipos necesarios, para realizar aspersiones con glifosato.
Fuente
Sistema Integrado Digital