Desplazados en el sector del Ambato en Tibú
Desplazados en el sector del Ambato en Tibú
Alcaldía de Tibú
23 Jul 2020 12:03 PM

Campesinos desplazados en Catatumbo, entre la necesidad y la incertidumbre

Las organizaciones denuncian que hay mucha demora en la entrega de ayuda humanitaria.
Olga Lucía
Cotamo Salazar
@olgalucacotamo

Hasta la vereda de Ambato, zona rural del municipio de Tibú, Norte de Santander, fueron trasladadas aproximadamente 450 personas, que salieron de sus tierras en los sectores de Tutumito y la Silla, por amenazas de grupos ilegales.

Según Carmen García, representante de la Asociación de Mujeres del Catatumbo, "ante la llegada masiva de campesinos se decidió distribuirlos en dos grupos y reubicarlos en dos escuelas del lugar, pero la verdad son espacios reducidos para que las mujeres embarazadas, los niños y los ancianos puedan estar cómodos".

Lea aquí: Procurador advierte ineficiencia de aumentar pruebas Covid sin resultados a tiempo

“Además las ayudas humanitarias que nos propusieron desde el gobierno departamental no han llegado, y no damos abasto para atender tanta gente, son más de 400 personas que no tienen sino la ropa que traen puesta”, añadió García.

Según la Alcaldía de Tibú, en las últimas horas se han entregado 163 colchonetas, 55 mercados, pero se necesitan más ayudas como: agua potable, pañales y medicamentos para la tercera edad.

Carolina Méndez, una de las mujeres desplazadas, quien salió de su finca con sus tres hijos dijo que: “Salimos de nuestras casas con las manos vacías, no hubo tiempo de sacar ropa, comida, ni mucho menos pañales para los niños, dependemos de la buena fe de las autoridades".

A más de 100 familias les tocó salir de sus tierras, porque luego de la masacre de 8 personas que se presentó este fin de semana en ese sector, debieron salir de sus tierras por el recrudecimiento de las amenazas de grupos ilegales.

“Los que se autodenominan grupos ilegales nos dijeron que si no salíamos de nuestras casas de inmediato iban a cometer otros asesinatos en la zona”, dijo otro de los campesinos desplazados.

Lea además: ¿Por qué las funerarias tardan hasta tres días en recoger los cadáveres?

"No sabemos para donde ir, hasta el momento, no vamos a regresar a nuestras parcelas porque no existen garantías en materia de seguridad, no creemos ya en nadie, ni en las mismas autoridades, no queremos que nos señalen de pertenecer a ningún grupo armado como siempre hacen", dijo una de las mujeres que salió de su casa.

El grupo de familias desplazadas asciende en total a 450 personas, entre ellos 15 mujeres embarazadas, 23 adultos mayores, 85 niños y otras 200 personas entre mujeres y hombres, quienes fueron reubicados en dos centros educativos de Ambato, zona rural de Tibú.

Mientras que, al corregimiento de Banco de Arena, zona rural de Cúcuta llegaron 414 personas, entre ellas 132 menores de edad, 10 mujeres embarazadas, 5 personas en condición de discapacidad, 23 adultos mayores, 150 mujeres y 100 hombres. Quienes también tuvieron que salir desplazadas del sector de Totumito-Carboneras, 

A esto se suma la llegada de 32 indígenas de la comunidad wayu, quienes salieron de territorio venezolano a la zona rural de Cúcuta, por enfrentamientos entre los rastrojos y el Eln y llegaron hasta allí en busca de protección.