paromineroantioquia.jpg
Disturbios durante el paro minero en Antioquia / LA FM
1 Ago 2017 02:40 AM

Once personas heridas por enfrentamientos con el Esmad durante paro minero en Antioquia

Luis Ramiro Restrepo, líder de los mineros, habló en La Fm sobre las dificultades para vender el oro.

El paro minero pasó de ser pacífico a violento en las últimas horas en el nordeste antioqueño, luego de que en Segovia y Remedios los habitantes se enfrentaran al Esmad y otros policías de la localidad.

En medio de los disturbios, seis uniformados y cinco mineros resultaron heridos en esta gresca, en la que miles de pobladores respondieron con piedras y elementos incendiarios al ingreso del escuadrón antidisturbios a los cascos urbanos de Segovia y Remedios, donde también se reportaron ataques a la infraestructura de la multinacional minera Gran Colombia Gold.

De hecho, desconocidos pusieron explosivos a un tubo de acueducto de la compañía, también lanzaron piedras a uno de sus buses que movilizaba empleados que no se sumaron al paro y atacaron el club La Salada donde comen y se hospedan varios funcionarios de la multinacional canadiense.

El comandante de la Policía de Segovia, teniente Andrés Sierra, sostuvo que la manifestación pacífica se salió de control y tuvieron que intervenir. Por lo que tres hombres fueron individualizados y podrían ser judicializados una vez se corroboren denuncias.

Pore otra parte, en el Bajo Cauca antioqueño otros 10 mil mineros amenazaron con unirse al paro en los próximos días. El líder los labriegos, Luis Ramiro Restrepo, aseguró en LA FM que la cadena productiva del oro está rota.

El líder minero explicó que por cambios en los requisitos de la Agencia Nacional de Minería y del Ministerio de Minas, las grandes comercializadoras en Medellín dejaron de comprarle el oro a los pequeños mineros de esa región, situación que tiene al borde de la quiebra a cientos de mineros.

De igual manera, Elióber Castañeda, presidente de la Mesa Minera de Segovia y Remedios, responsabilizó al Gobierno Nacional y a la Policía de esta violencia que, según él, surgió por la provocación de la Fuerza Pública a una manifestación que era pacífica.

El temor persiste en los empleados de la Gran Colombia Gold que permanecen internos en sus puestos de trabajo, pues manifestantes del paro minero intentaron ingresar a la fuerza para evitar que siguieran laborando y se sumarán al cese de actividades. Hecho que fue evitado por la Policía.

Luis Ramiro Restrepo, presidente Asociación de Mineros de Bajo Cauca: no hemos decretado paro, hicimos plantón

Liz Margareth Álvarez, secretaria de Minas de Antioquia: hay mineros molestos con políticas sobre la comercialización del oro