Carlos Lehder
Carlos Lehder
Colprensa
17 Jun 2020 06:40 AM

Hija de Carlos Lehder: No veo a mi padre como un criminal

Mónica Lehder habló en La FM sobre el traslado de su padre a Alemania.
Gustavo Gómez Martínez
Gustavo
Gómez Martínez

Carlos Lehder fue trasladado a Alemania desde Estados Unidos. Lehder tiene 70 años y en 1987 se convirtió en el primer narcotraficante extraditado al país norteamericano. Aunque en principio había sido condenado a 134 años, su pena fue rebajada por colaborar con la justicia (por ejemplo, declaró contra el dictador panameño Manuel Antonio Noriega, fallecido en 2017).

Su hija Mónica Lehder tenía 4 años cuando su padre fue llevado a Estados Unidos. En diálogo con La FM, ella dice que hasta este martes se enteró del traslado a Alemania y que por ende no conoce muchos detalles al respecto ni sabe dónde está.

"Lo he podido ver durante estos 33 años solo tres veces, hace 17 años fue la última vez", confirmó a este medio. 

Afirma también que su padre fue diagnosticado con cáncer hace tres años.

Ahora, a sus 37 años, Mónica dice que él es consciente de lo que ha pasado con el narcotráfico en Colombia: "[Carlos Lehder] ha tenido muchos años para recapacitar y ahora salir y ver cómo obviamente está el mundo y las consecuencias".

"No podemos negar el daño que le ha creado al narcotráfico a Colombia", dijo.

Escuche la entrevista completa en La FM:

Entrevista en La FM con Mónica Lehder, hija del narcotraficante Carlos Lehder

0:27 5:25

"El narcotráfico es un flagelo que, obviamente no solo en Colombia y más hoy en día, sigue creciendo. Lastimosamente, no paró con la captura de mi padre ni la captura de los capos de los 80, pero aunque pienso que también en otras circunstancias ellos tenían otro pensamiento, también muy diferente. No creo que hubieran pensando que eso se fuera a volver esta guerra que se volvió, mucho menos las consecuencias que se viven hoy en día".

"Pero él es más consciente de los actos (...) Ha tenido muchos años para recapacitar y ahora salir y ver cómo obviamente está el mundo y las consecuencias de tantos actos de muchas personas que no podemos negar", añadió Mónica Lehder.

Lea además: Centro Nacional de Memoria Histórica apoyará investigaciones sobre el conflicto armado

De otro lado, ella también se refirió a la forma en que la han marcado los delitos de su padre: "Siempre se han cerrado puertas, no lo puedo negar. Vivimos en un país donde la sociedad hace que los delitos sean heredables, aunque obviamente por ley los delitos no se heredan, pero la sociedad sí no los hace heredar".

"Han sido muchas puertas las que se han cerrado, pero igual yo nunca he estado involucrada en ningún negocio ilícito. Tengo mi hoja de vida limpia. He tratado de construir mi vida. Amo a mi papá con todas las fuerzas de mi alma, siempre he llevado mi apellido y a mi padre con la frente en alto. Nunca lo he negado ni me he avergonzado de él, pero no ha sido sencillo llevar las consecuencias de muchos actos".

"Yo en él solo veo un papá. Yo no veo lo que tú me dices. Aunque reconozco sus delitos, para mí no es un criminal sino mi padre. Entonces, eso siempre lo he tenido en mi corazón. Por eso siempre he luchado por él (...) por su libertad, por podernos ver. Siempre lo he hecho desde el amor de una hija", agregó.

Fuente
Sistema Integrado Digital