Sismo en Japón no genera alerta de Tsunami
AFP
23 Jun 2019 09:54 PM

Sismo de 5,5 grados de magnitud sacude Tokio sin crear alerta de tsunami

Japón se asienta sobre el llamado anillo de fuego, una de las zonas sísmicas más activas del mundo.
Cristian
Cristian
Serrano

Un terremoto de 5,5 grados en la escala de Ritcher sacudió Tokio y las regiones colindantes, sin que las autoridades japonesas decretaran riesgo de tsunami ni informaran sobre daños significativos. 

El seísmo tuvo lugar a las 9.11 hora local (00.11 GMT) con epicentro en la costa de Chiba, una prefectura al este de Tokio, y a unos 60 kilómetros de profundidad, según informó la Agencia Meteorológica de Japón. 

Mire también: La correspondencia que mantienen Donald Trump y Kim Jong-un

En Chiba, Tokio y Kanagawa (sur de la capital), el terremoto se notó con fuerza y alcanzó el nivel 4 en la escala japonesa, con un máximo de siete y más centrada en las zonas afectadas que en la intensidad del temblor. 

El temblor causó la interrupción temporal de la línea de trenes de alta velocidad (Shinkansen) entre la estación de Tokio y la de Odawara (sudeste), informó el operador ferroviario JR, mientras que los vuelos de los aeropuertos tokiotas de Haneda y Narita no se vieron afectados, según recoge la cadena estatal NHK.

Lea también: Tensión en Medio Oriente por posible confrontación entre Irán y EE. UU.

Tampoco se detectaron anomalías en la central nuclear de Tokai, que permanece fuera de servicio desde 2011 y se ubica en la prefectura de Ibaraki (norte de Tokio), informó la empresa operadora Japan Atomic Power.

El seísmo tuvo lugar después de que el pasado martes otro terremoto de magnitud 6,7 Ritcher castigara el noreste de Japón, motivara una aleta de tsunami en una amplia alerta costera y dejara una veintena de heridos leves.

Vea también: Precio del petróleo sigue subiendo ante tensión entre EE.UU. e Irán

Japón se asienta sobre el llamado anillo de fuego, una de las zonas sísmicas más activas del mundo, y sufre terremotos con relativa frecuencia por lo que las infraestructuras están especialmente diseñadas para aguantar los temblores.