Quim Torra, presidente de Cataluña
Quim Torra, presidente de Cataluña.
AFP
4 Ene 2020 01:00 PM

Presidente catalán pide no ejecutar su inhabilitación como diputado

La polémica estalla en un contexto político delicado en España.
Sindy Valbuena Larrota
Sindy
Valbuena Larrota
@Sindyvalbuena

El presidente independentista catalán, Quim Torra, anunció que recurrirá al Tribunal Supremo español para obtener la suspensión de la resolución de la Junta Electoral de inhabilitarle como diputado regional.

La decisión de la autoridad electoral, fruto de una condena por desobediencia contra el dirigente separatista, causó debate en España sobre si conlleva también la pérdida del cargo presidencial.

En un comunicado, Torra anunció su intención de presentar inmediatamente "un recurso contencioso administrativo de protección de derechos fundamentales ante el Tribunal Supremo" y pedir la "suspensión de la resolución impugnada".

La Junta Electoral ordenó la retirada del acta de diputado regional de Quim Torra, condenado el 19 de diciembre a 18 meses de inhabilitación por oponerse a retirar unos símbolos separatistas de la sede del gobierno regional durante una campaña electoral en abril.

Lea además: Las nuevas elecciones en Bolivia se celebrarán en mayo próximo

La pena de inhabilitación no debía aplicarse hasta que la sentencia fuera firme una vez el Tribunal Supremo respondiera a un recurso presentado por el afectado.

Pero la autoridad electoral, el organismo que había ordenado a Torra la retirada de los símbolos independentistas, dio la razón a los partidos de derecha y ultraderecha que pedían su cese inmediato como diputado.

Para los partidos solicitantes, la pérdida de la condición de diputado conlleva su cese como presidente.

El estatuto de esta región del noreste de España establece que su presidente debe ser escogido entre los diputados regionales, aunque no contempla qué ocurre si el dirigente pierde la condición de parlamentario durante el mandato.

Torra defendió que solo el parlamento regional, controlado por los separatistas, puede apartarlo de sus funciones.

La polémica estalla en un contexto político delicado, en pleno debate de investidura del socialista, Pedro Sánchez, en el Congreso español, donde subrayó su voluntad de hacer del diálogo en Cataluña "una prioridad absoluta".

El actual jefe de gobierno en funciones tiene los votos para ser reconducido al poder tras acordar una coalición con la izquierda radical Podemos y pactar con varias formaciones regionales, entre ellas los independentistas catalanes de ERC.

Más información: Junta Electoral española inhabilita al presidente de Cataluña, Quim Torra

Este partido, que integra el gobierno de Torra de la formación Juntos por Cataluña, garantizó su abstención en la investidura de Sánchez a cambio de una "mesa de diálogo" para solucionar la crisis en la región.

Pese a las presiones de otros sectores más radicales del separatismo, la dirección de ERC decidió este sábado mantener su pacto tras la inhabilitación de Torra.

"Persistimos en la apuesta por la vía política", dijo su coordinador y número dos del gobierno regional, Pere Aragonés.