20 Ene 2016 10:02 AM

La carta del niño que se suicidó por caso de bullying

El pequeño Diego escribió un desgarrador escrito antes de dejar este mundo. El evento tuvo lugar en Madrid, España.
Una historia de acoso escolar que terminó en tragedia ha causado impacto en el mundo no solo por el caso como tal, sino por lo que decidió hacer su víctima, el pequeño Diego de 11 años, quien terminó con su vida y dejó un registro desgarrador, una carta.
 
El suicidio ocurrió el pasado mes de octubre de 2015 pero fue hasta este mes de enero de 2016 que se conoció el hecho; el niño se lanzó desde un quinto piso.
 
El pequeño estudiaba en el colegio Nuestra Señora de los Ángeles en Madrid, donde, según el medio español El Mundo, fue reportado el caso de bullying junto con otros, uno de ellos el de una niña quien también intentó quitarse la vida.
 
"No aguanto ir al colegio (...) espero que un día podamos volver a vernos en el cielo", tituló El Mundo en dos de sus notas sobre el caso.
 
"Yo estaba levantada pero no me enteré de que se había movido de la habitación. Yo... Miré y vi las zapatillas en el suelo, con lo cual no pensé que él se había levantado, porque yo le tenía que dar unos temas de repaso de Naturales y Sociales. Entonces, cuando me di cuenta, me metí en la habitación, no le vi y le busqué como loca por toda la casa y vi, en el fondo de la cocina, la mampara abierta, me acerqué y... Con la oscuridad vi su sombra, en el suelo. Vivimos en un quinto piso", dijo a El Mundo la madre del menor.
 
 
La desgarradora carta de Diego, a continuación:
 
"Papá, mamá, estos 11 años que llevo con vosotros han sido muy buenos y nunca los olvidaré como nunca os olvidaré a vosotros. Papá, tú me has enseñado a ser buena persona y a cumplir las promesas, además, has jugado muchísimo conmigo. Mamá, tú me has cuidado muchísimo y me has llevado a muchos sitios. Los dos sois increíbles pero juntos sois los mejores padres del mundo. Tata, tú has aguantado muchas cosas por mí y por papá, te estoy muy agradecido y te quiero mucho. Abuelo, tú siempre has sido muy generoso conmigo y te has preocupado por mí. Te quiero mucho. Lolo, tú me has ayudado mucho con mis deberes y me has tratado bien. Te deseo suerte para que puedas ver a Eli. Os digo esto porque yo no aguanto ir al colegio y no hay otra manera para no ir. Por favor espero que algún día podáis odiarme un poquito menos. Os pido que no os separéis papá y mamá, sólo viéndoos juntos y felices yo seré feliz. Os echaré de menos y espero que un día podamos volver a vernos en el cielo. Bueno, me despido para siempre. Firmado Diego. Ah, una cosa, espero que encuentres trabajo muy pronto Tata. Diego González".
Fuente
Sistema Integrado Digital