COLP_133515.jpg
Colprensa
27 Dic 2017 11:38 AM

Salario mínimo: $28.000 separan a empresarios y trabajadores de acuerdo final

Las partes tienen hasta el 30 de diciembre para lograr un acuerdo o de lo contrario el incremento se dará por decreto que firmaría el presidente Juan Manuel Santos.
La
Fm

A las 10 de la mañana de este jueves comenzará la última reunión entre los empresarios y voceros de las centrales obreras, con el fin de llegar a un consenso en el aumento que deberá tener el salario mínimo para el próximo año y evitar que el Gobierno nacional lo fije por decreto.

Este encuentro, convocado por el Ministerio del Trabajo, se realizará en la sede de Compensar de Avenida 68 (en Bogotá) y allí las partes presentarán sus últimas propuestas. 

La ministra de Trabajo, Griselda Restrepo, destacó que hay voluntad por parte de los empresarios y trabajadores para seguir negociando, aunque reconoció que pese a que han cedido, aún siguen lejos de un punto en común sobre lo que debería ser el nuevo salario mínimo para los colombianos.

“Los empresarios empezaron en el 4.5 o 4.7% y ahora están en el 5.2%, los trabajadores iniciaron empezaron entre el 10 y el 12 y ahora se ubicaron en el 9%, pero todavía estamos lejos y el Gobierno seguirá haciendo esfuerzos, hasta el último día buscaremos que se logre un consenso, para tener un aumento del salario mínimo que sea negociado y no tenga que darse por decreto”, dijo la ministra de Trabajo.

Entre tanto algunos representantes de las centrales obreras han cedido un poco más de lo esperado y llevado su propuesta de aumento al 7%, como es el caso de Julio Roberto Gómez, presidente de la CGT, quien sostuvo que esto “equivale a un aumento de 52 mil pesos mensuales, que en muchos casos ni siquiera cubre los pasajes de TransMilenio, es tener en cuenta lo que se ha perdido y buscar un equilibrio que no afecte a las partes”.

Otro de los representantes de las centrales obreras que se pronunció fue Fabio Arias, secretario general de la CUT, quien dijo que “la mesa solo dará frutos si los empresarios y el Gobierno se muestran dispuestos a escuchar las propuestas que llevamos, es necesario que el salario mínimo suba en unidades y no en décimas para darle una mejor vida a los trabajadores”.

Pese a estos pronunciamientos de las centrales obreras, los empresarios mantienen su posición del 5.1% para el aumento del salario mínimo y reiteraron que no se puede desconocer la realidad que está viviendo la industria nacional, la cual según ellos no se ha terminado de recuperar de algunos impactos negativos como el que dejó la reforma tributaria.

Juan Carlos Rodríguez Muñoz, presidente de Colfecar, sostuvo que este incremento debe ser del 5.1%, la misma cifra del Consejo Gremial, ya que se debe ponderar la inflación, la productividad y el índice de precios al consumidor, sin desconocer los golpes que ha sufrido este sector.

“Creemos que esto debe ser equilibrado y teniendo en cuenta las realidades de todos los sectores involucrados, hay que analizar a fondo, ponderar los pro y contras y tomar una cifra que beneficie a todos (...) por esta razón creemos que el aumento debe ser del 5.1% para el próximo año”, dijo Rodríguez Muñoz.

Así las cosas, si el salario mínimo aumentara acorde a lo que proponen los empresarios, éste sería de 37.623 pesos más o si por el contrario se acoge a lo que piden los trabajadores aumentaría $66.394; las partes tienen hasta el 30 de diciembre para lograr un acuerdo o de lo contrario el incremento se dará por decreto que firmaría el presidente Juan Manuel Santos.