Robert Farah, tenista colombiano, en el All England Club de Londres
Robert Farah, tenista colombiano, en el All England Club de Londres
AFP
15 Ene 2020 08:14 AM

“Sustancia que habría consumido Farah no es dopaje clásico de un tenista": abogado deportivo

El jurista asegura que el consumo de boldenona no mejora el rendimiento en deportes como el tenis.
Liliana Pinzón
Liliana
Pinzón Garzón
@lilipinzong

El abogado especialista en derecho deportivo, Andrés Charria hizo un análisis sobre el proceso que debe iniciar el tenista colombiano Robert Farah, luego de que quedara en el ‘ojo del huracán’ tras revelarse que dio positivo en un control antidopaje.

Sobre este caso, en diálogo con LA FM, lo primero que expresó el jurista es que Frah “está en problemas”. Pues señaló, desde su experiencia, que “cualquier caso de dopaje para un deportista es un problema muy serio. No es fácil salir adelante en un tema de doping”.

Lea aquí: Prueba antidopaje arrojó resultado positivo en Robert Farah

Sin embargo, no restó credibilidad a la versión que se ha dado sobre el posible consumo de carne contaminada con boldenona, una sustancia derivada de la testosterona que es usada en ganado cuando se encuentra enfermo o para generar mayor musculatura y ganancia de peso.

Sobre este tema, el abogado expresó que se pudo haber tratado de un consumo involuntario y desde el desconocimiento de la sustancia que contendría la carne, la cual el deportista ha explicado que consumió en medio de una reunión en la que su mamá preparó hamburguesas

Y fue enfático en aclarar que, de haber consumido esta sustancia, su rendimiento no se habría visto beneficiado ni habría mejorado, ya que lo que aporta este químico es musculatura, característica que no es necesaria para desenvolverse en el tenis.

Le puede interesar: La explicación de Robert Farah por dar positivo en control antidopaje

No todas las sustancias mejoran el rendimiento en todos los deportes. La boldenona aporta músculo y el tenis no necesita de musculo sino des de otras destrezas. Hay otros dopantes para tenis”, expresó Andrés Charria.

El abogado explicó que “la boldenona no va a mejorar el rendimiento en este caso, pues no es el dopaje clásico para un tenista”.

Pese a su explicación, el abogado deportivo reconoció que pese a que no sería una sustancia que funcione para mejorar el rendimiento en este deporte, “eso no es lo que le interesa al Comité Olímpico”, pues se encuentra entre una lista de sustancias prohibidas, catalogadas como dopantes para cualquier categoría.

Por otro lado, el abogado defendió el proceso y destacó que se analice bien el caso ya que, considera, de acuerdo a lo que ha expresado el deportista, que se trató de una ingesta involuntaria, por lo que “no se puede decir que por consumir carne contaminada va a ser sancionado”.

Charria, quien es conocido por haber llevado el caso exitoso de Maria Luisa Calle frente al Tribunal de Arbitraje Deportivo (TAS) en el que se logró que se le devolviera la medalla de bronce en los juegos de Sydney 2004, señaló que ya se sabe que hay cerca de cuatro sustancias prohibidas y que pueden provenir de carne contaminada.

Lea además: MinDeporte sobre Farah: que un deportista de este nivel hoy se dopé es muy raro

Dijo que lo complejo del caso es que ha habido casos en que los deportistas han salido tranquilos, “pero no es fácil. Hay que convencer a unas personas de que lo que ocurrió es una ingesta de carne contaminada y no que se dopó y que utilizó estas sustancias para, de alguna maneja, mejorar el rendimiento”.

Hizo de igual manera un señalamiento a que el sistema de control al dopaje se maneja contrario al sentido común. “Normalmente cuando uno tiene un problema penal es el Estado o quien acusa el que debe convencer al juez de que yo soy culpable. En el dopaje hay una presunción de culpabilidad que es muy difícil de contradecir”.

Sobre el tiempo que pueda durar este proceso, el abogado dijo que, por lo general, puede tardar un año, tiempo en el que la actividad deportiva de Farah podría estar paralizada.

“Hay algunos procesos más rápidos, pero tampoco son cortos, no se habla de una caso que dure cinco días”, aclaró.

Por último el experto en derecho deportivo recordó que este tema de doping de manera involuntaria “no es el primer caso ni será el último”.

“Es posible que sea exonerado de responsabilidades, pero es un proceso y no podemos decir de entrada que el Comité dice que se trató de un consumo involuntario y con eso ya salió libre”, puntualizó Charria. 

Fuente
Sistema Integrado Digital