Serena Williams
Serena Williams puso sobre la mesa su propio caso.
Foto: AFP
9 Sep 2020 04:56 PM

Serena Williams jugará su undécima semifinal consecutiva en los US Open

La estadounidense jugará ante la ganadora de la serie entre Victoria Azarenka y la belga Elise Mertens.
Agencia
AFP

La estadounidense Serena Williams volvió levantar un set en contra para derrotar este miércoles a la búlgara Tsvetana Pironkova y clasificar a las semifinales del Abierto de Estados Unidos por decimotercera ocasión en su carrera.

Bautizado por el propio US Open como el "Día de las Madres" en Flushing Meadows, Serena sufrió para doblegar a Pironkova, quien ha fascinado en este torneo en el que regresó al tenis después de tres años retirada por maternidad.

Tras perder el primer set por 4-6 y que la búlgara le rompiera el servicio en el siguiente juego, Serena sacó su garra de campeona y ganó las dos siguientes mangas por 6-3 y 6-2 en un total de dos horas y 11 minutos de juego en la pista principal Arthur Ashe.

Le puede interesar: Director interino del Tour de Francia confía en terminar la carrera

Con este triunfo, Serena alcanzó su undécima semifinal seguida en los US Opens que ha disputado y ahora enfrentará a la ganadora del último choque de cuartos del miércoles entre la ex número uno del mundo Victoria Azarenka y la belga Elise Mertens.

Serena Williams, Pironkova y Azarenka batieron en este Abierto el récord de tenistas madres clasificadas a los cuartos de un Grand Slam. 

Esa marca "solo muestra cuán duras somos las madres. Si tienes un bebé puedes hacer cualquier cosa", dijo Serena, quien subrayó el logro de Pironkova de alcanzar los cuartos de un 'Major' en su reaparición.

"Yo apenas podía ganar un partido cuando volví, ella es increíble", dijo Serena, quien estuvo apartada de las pistas durante 14 meses tras convertirse en madre en septiembre de 2017 y sufrir posteriormente una embolia pulmonar.

- Otra remontada -

A sus 38 años, Serena Williams sigue a la caza de su 24º título 'Major' para igualar el récord de Margaret Court y ya ha dejado atrás a dos aguerridas jugadores en las rondas anteriores, la estadounidense Sloane Stephens y la griega Maria Sakkari, a las que también batió en el tercer set.

Pironkova, de 32 años, dio a luz a su hijo durante su descanso del tenis pero decidió tomar de nuevo la raqueta en 2020 y demostró que es capaz de llegar otra vez a las últimas fases de un Grand Slam, como hizo en los cuartos de Roland Garros en 2016 y en las semifinales de Wimbledon en 2010.

Aunque Serena arrancó el juego con cinco puntos de saque en sus primeros dos juegos sacando, Pironkova no se dejó intimidar y al siguiente le rompió el servicio encarrilando el triunfo en el primer set.

La búlgara logró otro 'break' en el primer juego de la segunda manga poniendo contra las cuerdas a Serena que, a falta de la energía que habitualmente le dan los aficionados en Flushing Meadows, aumentó la intensidad y comenzó a devolver con ferocidad todos los golpes de su rival.

Lea además: "Juegos Olímpicos se harán con o sin covid", asegura la organización

En su primera oportunidad, Serena le rompió el servicio y fue quebrando mentalmente a la búlgara con sus 'aces' (20 en todo el partido por 4 de su rival) y puntos ganados en varios memorables intercambios de golpes.

En el tercer y definitivo set, la estadounidense se puso rápidamente por delante y se aseguró de nuevo un puesto entre las cuatro mejores en Nueva York, torneo que ha levantado en seis ocasiones. 

El martes se definió la primera semifinal femenina del Abierto que protagonizarán la japonesa Naomi Osaka, ganadora del US Open en 2018, y la estadounidense Jennifer Brady, sin experiencia a estos niveles de un Grand Slam pero que está en un excelente estado de forma y no ha dejado escapar un set ante sus cinco primeras rivales.

- Duelo de tenistas rusos -

En el cuadro masculino entraban en escena este miércoles los dos tenistas con mejor ranking que permanecen en Flushing Meadows tras la descalificación de Novak Djokovic: Dominic Thiem (3º de ATP) y Daniil Medvedev (5º).

El austriaco jugaba ante el australiano Alex de Minaur, 21º cabeza de serie, y el ruso ante su compatriota Andrey Rublev (10º).

Tanto Thiem, tres veces finalista de Grand Slam, como Medvedev, que cayó ante Rafa Nadal en la final del último US Open, quieren aprovechar esta excepcional oportunidad en Nueva York, donde por primera vez en cuatro años habrá un ganador distinto al 'Big Three' (Djokovic, Nadal y Roger Federer).

La otra semifinal masculina se definió el martes y la disputarán el alemán Alexander Zverev, quinto sembrado, y el español Pablo Carreño, que regresa a unas semifinales del US Open tras la que perdió en 2017 ante el sudafricano Kevin Anderson.