Mike Tyson
Mike Tyson volverá a boxear.
AFP
29 Oct 2020 03:48 PM

Mike Tyson y Roy Jones Jr aseguran que su pelea será una "verdadera batalla y no una simple exhibición"

El combate se disputará el 28 de noviembre en Los Ángeles.
Agencia
AFP

El legendario exboxeador Mike Tyson, de 54 años, y Roy Jones Jr., de 51, aseguraron este jueves que su combate del 28 de noviembre en Los Ángeles será una verdadera batalla y no una simple exhibición. 

Tyson, excampeón de los pesos pesados, abandonará su retiro de 15 años para este combate a puerta cerrada que, según se anunció el jueves, se celebrará en el Staples Center, la cancha de Los Angeles Lakers, recientes campeones de la NBA.

En una videoconferencia de prensa, ambos púgiles rebatieron ferozmente las voces que menosprecian el combate y afirmaciones como las del director ejecutivo de la Comisión Atlética de California (CSAC), Andy Foster, que recientemente dijo que este combate no sería una "pelea real".

Lea también: Daniel Arroyave, nuevo líder; Juan Guerrero ganó la etapa 2 de la Vuelta a la Juventud

"¿No es una pelea real? Es Mike Tyson contra Roy Jones. Vengo a pelear y espero que él venga a pelear y eso es todo lo que se necesita saber", declaró Tyson.

Jones, cuya última pelea fue en 2018 con una victoria por decisión unánime sobre Scott Sigmon, también rechazó la etiqueta de pelea de exhibición.

"El último tipo que intentó una exhibición con Mike Tyson cayó en el primer asalto", dijo Jones.

"¿Quién sube al ring con el gran y legendario Mike Tyson y piensa: "Esto es una exhibición"? ¿Guantes de doce onzas? ¿Sin protector de cabeza ¿En serio esto es una exhibición? Vamos, seamos realistas", afirmó.

Le puede interesar: Dos colombianos, nominados al equipo ideal de la temporada en Grandes Ligas

La pelea, que se difundirá por el sistema pay per view, será el primer evento deportivo que se dispute en el Staples Center desde la suspensión de la NBA y el resto de competiciones el pasado marzo a causa de la pandemia de coronavirus.

El combate de Tyson estaba originalmente previsto para celebrarse en el Dignity Health Sports Arena, en las afueras de Los Angeles, el 12 de septiembre, pero posteriormente fue retrasado a noviembre coincidiendo con el fin de semana en que Estados Unidos celebra el Día de Acción de Gracias.