chirajara1.jpg
La parte del puente Chirajara que se mantiene en pie / Colprensa
27 Ene 2018 02:52 AM

ANI le solicitó a Coviandes contemplar la demolición del puente Chirajara

El Ministerio de Transporte dio cuenta de esta solicitud, luego de que una comisión de expertos considerara que la estructura que quedó firme no es segura.
La
Fm

La Agencia Nacional de la Infraestructura (ANI) advirtió un riesgo inminente de desplome de la parte que queda en pie del viaducto en construcción que se derrumbó el pasado 15 de enero en la carretera entre Bogotá y Villavicencio y que dejó nueve muertos.

"La Comisión de Expertos del Instituto Americano del Concreto (ACI, por sus siglas en inglés) le informó a la Agencia Nacional de Infraestructura sobre la inminencia del desplome de la pila del costado oriental del viaducto, que quedó en pie y estaba en construcción", detalló la ANI en un comunicado.

La Agencia le solicitó al Concesionario Vial de Los Andes (Coviandes), encargado de la construcción del viaducto Chirajara, que analice la posibilidad, "en caso de resultar necesario, de proceder a su demolición" como parte de las "medidas pertinentes" para preservar la vida de quienes transitan por las "vías colindantes".

"El interventor Consorcio Interconcesiones conminó a Coviandes para que adopte, de manera inmediata y sin demora, las medidas necesarias para prevenir cualquier posible daño o perjuicio por un desplome sin control", agregó la información.

Consulte aquí: Desplome de pila del puente Chirajara es inminente, según Comisión de Expertos

Asimismo, instó a la Policía de Carreteras a establecer un plan de emergencia para manejar el tráfico en esa vía al igual que a la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD).

También le advirtió a la Fiscalía sobre los riesgos que hay de desplome del viaducto, pues investigadores y fiscales están en ese lugar recopilando evidencias sobre las causas del desplome.

"Desde el Ministerio de Transporte y la Agencia Nacional de Infraestructura se hará un seguimiento minucioso a los planes y medidas que adopte el concesionario, teniendo como prioridad la seguridad de transeúntes, viajeros y trabajadores de la zona", agregó la información.

El accidente ocurrió en el sector conocido como Chirajara, una zona muy montañosa donde se construye la doble calzada de la carretera Bogotá-Villavicencio, que a lo largo de sus 120 kilómetros incluye decenas de viaductos y túneles para salvar la complicada orografía de la zona.

El accidente en el que también resultaron heridas ocho personas se produjo en el kilómetro 64 de la carretera por causas que aún se desconocen y serán materia de investigación.

El comunicado completo del Ministerio de Transporte

Sobre los primeros hallazgos de la Comisión de Expertos del Instituto Americano del Concreto (ACI), el Ministerio de Transporte y la Agencia Nacional de la Infraestructura (ANI) informan que:

1. Luego de realizar inspecciones de campo y análisis documental en el área donde se desplomó el viaducto de Chirajara, la Comisión de Expertos del Instituto Americano del Concreto, le informó a la Agencia Nacional de Infraestructura sobre la inminencia del desplome de la pila del costado oriental del viaducto, que quedó en pie y que estaba en construcción, en la vía Bogotá-Villavicencio.

2. De inmediato, la ANI le solicitó a la Policía de Carreteras que ordene un Plan de Emergencia para el manejo del tráfico en esa zona y a la Unidad Nacional para la Gestión del Riesgo de Desastres (UNGRD), para que haga lo propio.

3. Además, la ANI le solicitó al Concesionario Vial de Los Andes (Coviandes) que “implemente todas las medidas pertinentes para preservar la vida e integridad de los transeúntes de las vías colindantes y del personal que se pueda encontrar en el área de influencia de la Infraestructura, así como la seguridad de los bienes que se vean posiblemente afectados, analizando incluso la posibilidad, en caso de resultar necesario, de proceder a su demolición”.

4. El interventor Consorcio Interconcesiones conminó a Coviandes para que adopte, de manera inmediata y sin demora, las medidas necesarias para prevenir cualquier posible daño o perjuicio por un desplome sin control.

5. Por último, se informó de los riesgos de la situación en el viaducto a la Fiscalía General de la Nación, pues en el lugar de los hechos se encuentra un grupo de fiscales e investigadores, recogiendo evidencia y material probatorio.

6. Desde el Ministerio de Transporte y la Agencia Nacional de Infraestructura se hará un seguimiento minucioso a los planes y medidas que adopte el concesionario para la demolición de esta estructura, teniendo como prioridad la seguridad de transeúntes, viajeros y trabajadores de la zona.