Monserrate, Pico y cédula
Monserrate, Pico y cédula.
Colprensa
5 Feb 2021 12:58 PM

Pico y cédula en Bogotá estaría cerca de acabar, si casos Covid siguen bajando

La alcaldesa dijo que tras levantar la medida, el mantenimiento de cifras de contagio dependerá del cumplimiento ciudadano.

La alcaldesa de Bogotá, Claudia López, fijo una cifra límite de contagios activos de covid-19 para levantar la restricción del pico y cédula que rige en establecimientos de atención al público y que se decretó por el segundo pico de la pandemia.

Aunque aún no hay una fecha para el levantamiento de la medida, la alcaldesa indicó que la situación epidemiológica debe estar en un valle similar al posterior de la primera ola de contagio y ahí se establecerían otros controles.

Lea también: El 80% de papás sigue con temor de enviar hijos al colegio: Alcaldía de Bogotá

"Cuando llegamos al valle la vez pasada estuvimos en promedio en 18.000 casos activos durante cuatro meses; o sea, que nos faltan al menos diez mil para llegar a ese nivel y poder estar en valle", explicó la alcaldesa en un encuentro que sostuvo con comerciantes de Fenalco.

"Hasta que no bajemos allí no se puede levantar el pico y cédula y cuando se levante, si llegamos al valle, entonces pasamos a depender del control de aforos en cada espacio porque el pico y cédula hace esa doble función, lo refuerza", añadió.

Asimismo, la alcaldesa dijo que cuando sea levantada esa medida, el mantenimiento de las cifras de contagio dependerá del cumplimiento que den los ciudadanos y comerciantes a los controles de aforos. De no darse esto, se establecerían de nuevo restricciones generales.

Le puede interesar: El 22,2 % de las muertes por covid-19 en Colombia sucedieron en Bogotá

"Entonces, al quitar la medida vamos a depender del control de aforo en los espacios formales e informales (...) si nos guiáramos por el parámetro del primer pico digamos que al bajar a al menos 18.000 casos activos podemos decir que estamos en valle y arrancamos", sentenció.

La alcaldesa se reunió con comerciantes y allí pactaron estudiar una serie de puntos como la inclusión de los vendedores informales en los proyectos de Bogotá a Cielo Abierto y el mejoramiento de la seguridad, entre otros.