Procuraduría General de la Nación
Colprensa
4 Nov 2020 09:55 PM

Procuraduría exige mejorar condiciones de madres privadas de la libertad

La Procuraduría cuestionó que las cárceles no tengan espacios exclusivos para madres gestantes y lactantes
Johana Rodríguez
Johana
Rodríguez
@joharodri4

La Procuraduria General de la Nación hizo un llamado urgente al ICBF (Instituto Colombiano de Bienestar Familiar), al INPEC (Instituto Nacional Penitenciario y Carcelario) y a la USPEC (Unidad de Servicios Penitenciarios y Carcelarios) para mejorar las condiciones de vida de las mujeres gestantes y lactantes que se encuentran privadas de la libertad.

Después de un estudio sobre las mujeres reclusas, la Procuraduría constató que en las cárceles femeninas no hay espacios adecuados y exclusivos para las madres privadas de la libertad.

En la mayoría de los casos, esas mujeres viven con sus hijos menores de tres años en las celdas, donde hay hacinamiento y las condiciones de salubridad no son dignas para la salud de ellas y de sus hijos.

“La destinación de un patio o pabellón especial exclusivo para madres gestantes, en periodo de lactancia o que conviven con sus hijos menores de tres años”, pidió la Procuraduría.

Le puede interesar: Fiscalía debe citar a quienes conocieron del asesinato de Álvaro Gómez

Para la Procuraduría se debe adecuar la infraestructura en los centros de reclusión femeninos y:  “disponer lo necesario para que los espacios en los que desarrollan las actividades los niños tengan condiciones de higiene, salubridad y seguridad”.

En medio de un informe sobre vigilancia preventiva, la Procuraduría también solicitó a las autoridades penitenciarias implementar la educación sexual al interior de los centros penitenciarios femeninos.

Lo anterior como un mecanismo de: “prevención y promoción de la salud en sexualidad y control para las mujeres privadas de la libertad".

También puede consultar: Odebrecht: nueva imputación contra Luis Fernando Andrade

En ese sentido, la Procuraduría planteó la creación del: “Modelo de Atención en Salud en todos los establecimientos de reclusión, conforme a las disposiciones del Ministerio de Salud y Protección Social”.

Así mismo,  planteó la importancia de implementar mecanismos de educación y formación laboral “para afianzar habilidades, competencias y autoestima y reducir tensiones entre compañeras, dentro de los centros de reclusión".

Finalmente, el ministerio público pidió desarrollar estrategias para ampliar: "la cobertura de los distintos proyectos de educación e incentivar la participación de las mujeres gestantes y madres lactantes en los programas de capacitación formal e informal”.