Miguel Camilo Parra
Tomada de Instagram
27 Oct 2020 09:33 AM

Mujer atacada con hacha da su versión: "había intentado morderme, pero era detallista y cambiaba"

La mujer contó que tras el ataque, aparecieron exparejas del hombre asegurando que también habían sido víctimas de sus agresiones.
Vanesa Peralta
Vanesa
Peralta

En medio de todo el revuelo por la captura de Miguel Camilo Parra, quien se encontraba prófugo de la justicia tras el brutal ataque con un hacha, propinado a Ángela Ferro, se destacan unas declaraciones que la mujer entregó.

La víctima, que tuvo que ser intervenida tras los siete hachazos que recibió en su cabeza, se mostró sorprendida por el ataque del sujeto y confirmó que “él ya había sido agresivo en otras oportunidades”.  

Vea aquí: Capturan al sujeto que atacó con hacha a su pareja en Bogotá

“Me había tirado de la cama, y había intentado morderme, pero al mismo tiempo era detallista y cambiaba. Era como si fueran dos personas”, le dijo Ferro al El Tiempo. 

También aseguró que “su hijo no fue atacado porque en medio de lo disfuncional tenían una buena relación”. 

Ángela se mostró sorprendida por la captura en las últimas horas de Parra y confesó tener muchos nervios.

Lea además: ¿Cómo funcionará la cédula digital y cuándo comienza a regir? 

“Estoy contenta, sé que viene un largo proceso, pero también tengo mucho miedo. Han aparecido exparejas de él que sufrieron más o igual que yo y que se tuvieron que ir del país", agregó. 

Por último, la mujer dijo que ya tenía listo un apartamento para pasarse y darle fin a la relación cuando ocurrió la agresión. 

Lea también: ¿Quiere comprar vivienda? Así podrá hacerlo con un solo clic

Cabe recordar que Miguel Parra fue capturado en las últimas horas, en una vereda del municipio de Fusagasugá, Cundinamarca, tras permanecer evadido de las autoridades desde el pasado 16 de octubre cuando atacó a Ángela en presencia de su hijo de 12 años, en el barrio el Redil de Usaquén, en el norte de Bogotá. 

El agresor había cambiado su apariencia física y se escondía en diferentes viviendas de amigos y familiares para evadir a las autoridades.