Néstor Humberto Martínez
El fiscal general de la Nación, Néstor Humberto Martínez, está en el ojo del huracán tras la muerte de Jorge Pizano.
Colprensa
16 Nov 2018 05:05 PM

Fiscal sí habló de sobornos con Jorge Enrique Pizano

Una nueva grabación revela que el empresario le entregó información detallada sobre las irregularidades en la Ruta del Sol.
Rafael Pérez
Rafael
Pérez Becerra

Una nueva grabación de una conversación que sostuvo el ingeniero Jorge Enrique Pizano con Néstor Humberto Martínez revela que el excontroller (auditor) del proyecto de la Ruta del Sol II en efecto le entregó detalles sobre los hechos irregulares que se estaban presentado por la ejecución de este millonario contrato vial en el norte del país.

En el audio de 48 minutos, revelado por el diario El Espectador, Martínez Neira -quien para entonces era abogado de la empresa Corficolombiana- habla de la existencia de presuntos delitos en todo lo que le estaba contando Pizano. “Jodido... ¿Qué ha hecho?... Mire todos los delitos que se han cometido”, señala el jurista en uno de los apartes de la conversación.

En contexto: Testigo asegura que el Fiscal General sabía de los sobornos de Odebrecht

Incluso, Martínez Neira le cita que por lo que le está comentando se estaría presentando un lavado de activos, soborno, falsedad en documento privado, administración desleal, abuso de confianza, hurto agravado, estafa, peculado por apropiación y abuso de confianza.

Pizano le manifestó que había encontrado facturas falsas en el contrato, contratistas que no cumplían con la experiencia exigida, firmas duplicadas y otras irregularidades.  En otro de los apartes le asegura que con esos datos “estamos avanzando mucho”.

En la extensa charla, Pizano le da nombres precisos de los contratistas y las empresas que tenían algún tipo de representación en el proyecto. Así como las irregularidades que se presentaron con algunos contratos, de los cuales aseguraba no tenían ningún tipo de soporte. 

"Yo objeté porque este contrato de cesión lo pagan sin tener las firmas del concesionario. Pero ahí no va el tema. El tema es que está el contrato, la forma de pago y encontré lo siguiente: son dos contratos que suman $10.000 millones con una firma que se llama Presoam. Esa es la famosa firma que. Creemos que eso va para un funcionario de la ANI", señaló. 

En otro de los apartes de la conversación, Pizano le cita la existencia de varias empresas que tenían un papel importante en la celebración de los millonarios contratos. Al hacer una pequeña revisión encontró que se estaban entregando casi que a dedo, situación que le aumentó la sospecha sobre el hecho que algo raro estaba pasando ahí. 

Martínez Neira al escuchar el nombre de Humberto Sánchez Verano como uno de los contratistas lo interrumpe y le manifiesta que él es una persona con dudosa reputación. "Ese tipo tiene más mala reputación (...)  No, es que este tipo era del Banco del Estado... ¿Usted ha mirado en internet? (...) Ese estuvo en la quiebra del Banco del Estado".

Lea además: Odebrecht: Paola Solarte firmó preacuerdo y pagaría seis años de prisión

Pizano, quien habló la mayor parte de la charla, le asegura además que la mayoría de las empresas contratistas no tenían la experiencia necesaria para este proyecto y otras muchas ni siquiera se dedicaban a actividades de infraestructura y obras.

"Que era representante legal suplente de Consol también, ¿ves? Vemos que él va fabricando empresas, ¿sí? es la conexidad que existe entre las empresas y dan órdenes de servicio que no tengo certeza que hayan presentado informe de sus actividades. De esto no tengo certeza que hayan presentado informe...entonces, vemos la conexidad de empresas A y empresas B. Ese es el caso de esta....", indicó.

El ingeniero menciona además la presencia del exsenador Otto Nicolás Bula -segundo capturado por este escándalo de corrupción- y la influencia que este tenía con los contratistas. 

Lea también: Duque respaldó al Fiscal General por escándalo de Odebrecht

Pizano buscaba que todas las pruebas recolectadas le fueran enviadas a Luis Carlos Sarmiento Angulo, presidente del Grupo Aval e integrante de la junta directiva de Corficolombiana.