La Refinería de Cartagena (Reficar)
La Refinería de Cartagena (Reficar)
Foto de Colprensa
16 Sep 2021 02:12 PM

Abren nuevo proceso de responsabilidad fiscal contra 8 exdirectivos de Reficar

Entre los vinculados al nuevo proceso están, Reyes Reynoso y Adolfo Tomás Hernández.
Martha Olaya
Martha
Olaya
@Marthaolaya1

La Contraloría General de la República abrió un nuevo proceso de responsabilidad fiscal en relación a Reficar por $942.795 millones de pesos, por daño al patrimonio del Estado representado en gastos efectuados por la Refinería de Cartagena por fuera del periodo de inversión y llevados como asociados al proyecto de modernización de la planta de junio a diciembre de 2015 .

Entre los vinculados al nuevo proceso están tres expresidentes de la Refinería de Cartagena: Reyes Reynoso Yánez, Amaury De la Espriella y Adolfo Tomás Hernández (en calidad de encargado).

Carolina González, Vicepresidenta de Reficar entre el 13 de enero de 2014 al 9 de julio de 2016; Mauricio Ramírez , Vicepresidente Financiero (E) entre el 1 de agosto de 2016 al 21 de noviembre de 2016; Jaime Caballero , Vicepresidente Financiero de entre el 15 de noviembre de 2016 al 18 de julio de 2017, Ana Isabel Choucair , Vicepresidenta Financiera (E) entre el 19 de julio de 2017 al 14 de noviembre de 2017, y Fernando Cordón , Vicepresidente Financiero el 15 de noviembre de 2017 al 30 de septiembre de 2019.

Leaademás: Ley Antichancla: Gobierno le pide a la Corte Constitucional corregir varios apartes

Según el organismo de control como entidades afectadas en el proceso se encuentran Reficar y Ecopetrol.

Este proceso de responsabilidad fiscal se suma al proferido el pasado 26 de abril por $2,9 billones tras las fallas en diseño y construcción de la ampliación de la Refinería.

Cabe mencionar que el  daño patrimonial determinado y cuantificado en el fallo de la Contraloría General, se produjo con ocasión de "las acciones y omisiones de la junta directiva de Reficar y su administración, contratista y supervisor del proyecto, quienes en ejercicio de la gestión  fiscal directa  o  indirecta, de manera antieconómica, ineficiente e inoportuna, contribuyeron a esta billonaria pérdida de  recursos públicos, que se convierte en el mayor detrimento patrimonial del Estado colombiano en toda su historia".