Luiz Inácio Lula da Silva
Luiz Inácio Lula da Silva fue liberado en Brasil.
AFP
9 Nov 2019 05:53 PM

Lula expresa "solidaridad" con gobiernos latinoamericanos de izquierda

Lula anunció una ofensiva política contra el gobierno de Bolsonaro y pidió a sus seguidores a estar en las calles.
Cristian
Cristian
Serrano

El expresidente brasileño Luiz Inácio Lula da Silva expresó este sábado su solidaridad con los gobiernos de izquierda en la región y pidió al líder estadounidense Donald Trump que "no fastidie a los latinoamericanos", en un discurso al día siguiente de salir de la cárcel.

"Evo Morales fue elegido (en Bolivia) pero la derecha, como hicieron aquí, no quiso aceptar el resultado", dijo el exmandatario frente al Sindicato de los Metalúrgicos en Sao Bernardo del Campo, donde dio un discurso ante cientos de simpatizantes en su primer día en libertad tras salir de prisión el viernes.

Lea también: Comentarista que apoya a Bolsonaro golpeó a periodista en programa en vivo

Lula, que estaba preso desde abril de 2018 y fue liberado gracias a un fallo de la Corte Suprema, dedicó algunos minutos de su discurso a opinar sobre su visión latinoamericana.

"Nosotros tenemos que ser solidarios con Bolivia, ser solidarios con el pueblo de Chile, tenemos que ser solidarios con el pueblo de Argentina. Tenemos que pedir a Dios para que el compañero Daniel (Martínez, del Frente Amplio) gane las elecciones de Uruguay para no implantar allí el neoliberalismo", dijo Lula, vestido con camiseta y traje oscuro.

"Tenemos que ser solidarios con el pueblo de Venezuela", agregó Lula matizando que "es normal tener críticas (...) pero quien decide en los problemas de su país es el pueblo de su país".

Lea también: Bolsonaro llama "canalla" a Lula da Silva y pide a los brasileños que no se equivoquen

Entre ovaciones de sus cientos de seguidores, aprovechó para referirse al presidente de Estados Unidos, Donald Trump, con quien el ultraderechista Jair Bolsonaro, actual jefe de Estado de Brasil, mantiene afinidad política e ideológica. 

"Que Trump resuelva los problemas de los estadounidenses y no fastidie a los latinoamericanos, él no fue electo para ser el comisario del mundo", dijo.

Lula cumplía una condena de más de ocho años de cárcel por corrupción y lavado de activos, pero el jueves un fallo de la Corte Suprema determinó que, según la lectura constitucional, una persona sólo debe comenzar a pagar su condena cuando agote sus recursos legales.

En el Sindicato de los Metalúrgicos de Sao Bernardo fue donde emergió como líder sindical, pero también el escenario donde Lula se entregó a la policía el 7 de abril de 2018 para comenzar a cumplir su pena.

Lula anunció una ofensiva política contra el gobierno de Bolsonaro y pidió a sus seguidores a estar en las calles. "Tenemos que seguir el ejemplo del pueblo de Chile", dijo al cierre de su discurso, tras lo cual fue llevado en hombros al sindicato.