Breadcrumb node

La OMS defiende que el tratado sobre pandemias no le da soberanía sobre los Estados

El tratado que aún está en negociación busca que el mundo esté preparado para posibles pandemias más fuertes que las del coronavirus.

Actualizado:
Lunes, Febrero 12, 2024 - 05:22
Tedros Adhanom, director de la OMS
AFP
El director de la Organización Mundial de la Salud (OMS), Tedros Adhanom Ghebreyesus, defendió este lunes en la Cumbre Mundial de Gobiernos de Dubái que el posible tratado global sobre pandemias, aún en proceso de negociación, "no da a la OMS ningún poder de soberanía sobre ningún país".

Ghebreyesus explicó durante su discurso que el tratado sobre pandemias se enfrenta a dos obstáculos principales: "la falta de consenso" entre los países y "las teorías de conspiración".
 

El posible tratado está siendo criticado por ser "un atentado contra la libertad, control de las vidas y prohibición de viajes", por lo que el director de la OMS recalcó que todas estas acusaciones "son falsas".

Defendió que: "el tratado no da a la OMS ningún poder sobre ningún Estado", de acuerdo con el borrador publicado en la página web de la agencia de la ONU.

"Nuestro trabajo es asesorar" a quienes lo piden, aseveró Ghebreyesus y confirmó que la OMS "ni siquiera será parte del tratado", sino solamente los gobiernos formarán parte del pacto que tiene el fin de "reforzar la prevención, la investigación, acceso a vacunas y compartir los datos y las muestras biológicas".

"El mundo no está preparado para una nueva pandemia", puntualizó Ghebreyesus, que ve la posibilidad de que surja una nueva epidemia aún desconocida.
 
Consulte: Secretario de Defensa de EE.UU fue hospitalizado: recientemente le diagnosticaron cáncer

El pasado 30 de enero, más de 40 exlíderes mundiales firmaron una carta pidiendo a los países miembros de la OMS que negocien para lograr un tratado global de preparación para futuras pandemias en mayo, ante el temor a que los actuales desacuerdos culminen en un fracaso.

Las dificultades en las negociaciones parecen radicar en la diferente visión entre países productores de fármacos y las naciones en desarrollo al respecto de las patentes necesarias para producir vacunas y otras herramientas vitales en pandemias y crisis sanitarias.
Fuente:
EFE