Anciana
Imagen Referencial
Ingimage
3 Jul 2019 11:16 AM

Hombre es señalado de violar a su propia madre

Una fiesta que organizó la mujer terminó en un grotesco acto de abuso.
Miguel Angel
Valencia Gonzalez

El presunto responsable de este suceso que para algunos es considerado “macabro” y de “enorme gravedad” ocurrió en Abramivka, Ucrania, donde el presunto culpable habría sido identificado con el nombre de Vitaliy, un hombre de 42 años, con un historial de comportamientos violentos, que habría abusado sexualmente de su madre mientras ella dormía en su habitación.

“Temía por mi vida y decidí no guardar silencio. No quiero que me violen regularmente en mi propia casa. Ya no puedo tratarlo como a mi hijo”, dijo la víctima, según detalló el diario Daily Mail.

Vitaliy, que fue encarcelado por matar a un hombre a puños en el pasado, habría golpeado a la señora y luego procedió a violarla a pesar de las enormes resistencias que presentó la mujer, según el mismo rotativo que citó otros medios locales que reseñaron la escabrosa historia.

Lea también: Iván Simonovis cuenta cómo logró escapar del régimen de Nicolás Maduro

Además, la madre de 62 años manifestó que si bien gritó para pedir ayuda, nadie la socorrió. Por esa razón, después de recuperarse del trauma de lo ocurrido, denunció a su hijo ante las autoridades para que procedieran con la captura.

El hombre, al saber la denuncia de su madre, se sintió acorralado y se escondió en el campo. Sin embargo, después de un trabajo mancomunado de las autoridades la Policía logró acorralarlo y finalmente capturarlo.

Lea también: Murió uno de los implicados en asesinato de Policía en el sur de Bogotá.

“El hombre fue acusado de violación y puesto en custodia. Ahora se enfrenta a hasta cinco años de prisión si es declarado culpable. La investigación está en curso”, señaló Yury Sulaev, vocero de la policía.

Por último, aunque la sentencia aún no se ha realizado, los pobladores de Abramivka (donde apenas viven 240 personas), manifestaron sentirse horrorizados, por un hecho que nunca había sucedido y que demuestra un grado de bajeza que ni en la más escabrosa de las pesadillas, está madre hubiera podido contemplar.

Fuente
Sistema Integrado Digital