Elon Musk
Elon Musk
AFP
5 Ago 2022 03:30 PM

Elon Musk acusó a Twitter de "fraude" en el marco de acuerdo de compra de la red social

Twitter y el hombre más rico del mundo se enfrentan en una batalla judicial en Delaware.
Agencia
AFP

La batalla judicial entre el multimillonario Elon Musk y Twitter escaló este viernes, luego de que el empresario acusara a la red social de "fraude" en el marco del acuerdo de compra alcanzado con la empresa por 44.000 millones de dólares, del cual quiere retirarse.

En respuesta a una demanda de Twitter, que quiere obtener un fallo judicial que obligue a Musk a comprar la empresa, Musk presentó ante un tribunal especializado en negocios del estado de Delaware una acusación contra Twitter por haber haber falseado el número de cuentas monetisables (plausibles de generar ingresos).

Lea: Al menos 15 personas murieron en bombardeos israelíes en Gaza

Batalla judicial

Twitter y el hombre más rico del mundo se enfrentan en una batalla judicial en Delaware.

Los abogados de Musk acusan ahora a Twitter de haber "enmascarado la verdad" sobre el número de usuarios cotidianos monetisables, que la red social calcula en 238 millones.

Según los representantes legales de Musk, son unos 65 millones menos, y "la mayoría de los anuncios publicitarios solo son difundidos a menos de 16 millones de usuarios, una fracción de lo que Twitter informa".

"Twitter impidió frenéticamente a la información de circular en una tentativa desesperada de evitar que Elon Musk descubriera el fraude", señala la querella.

A mediados de julio, Twitter llevó a Musk ante la Delaware Court of Chancery, un tribunal especializado en derecho empresarial, en busca de obligarle a cumplir el trato. El proceso comenzará el 17 de octubre.

Dos semanas después, el multimillonario jefe de Tesla y SpaceX contraatacó con una querella "confidencial".

Lea también: Posesión de Gustavo Petro: Vicepresidenta de Perú representará a Pedro Castillo

Musk firmó un acuerdo de compra por 54,20 dólares por acción, luego de ingresar en el capital de Twitter, una red social de la cual es frecuente usuario.

A finales de julio puso fin unilateralmente a este entendimiento, argumentando que la firma con sede en San Francisco mintió sobre la proporción de cuentas automáticas y spams en su plataforma.