Inge Ginsberg
Inge Ginsberg
YouTube
22 Jul 2018 08:04 PM

Abuela metalera sobrevivió a los nazis

Su nombre es Inge Ginsberg. Tuvo que arriesgar su vida para escapar del régimen de Hitler.
Gustavo Gómez Martínez
Gustavo
Gómez Martínez

Inge Ginsberg nació en 1922 y creció en Austria. Como ella misma lo dice, vivió como "una princesa judía en Viena", pues su familia era acomodada. Estudió música entre los seis y los 16 años de edad y tocaba el piano.  

Después de la 'Anschluss' (la unión de Austria con la Alemania nazi en marzo de 1938), su familia queda "destrozada", según reseña el semanario 'Jüdische Allgemeine'. 

En 1939 su padre, Fritz Neufeld, hizo parte de los más de 900 refugiados judíos que, sin éxito, intentaron llegar a Cuba en el trasatlántico MS Saint Louis.  

Su madre, en 1942, logró escapar con ella y su hermano, Hans, con rumbo a Suiza, agrega el semanario. Hicieron el viaje a través de los Alpes, arriesgando sus vidas: "Casi muero congelada", cuenta Inge en un corto documental sobre su vida. 

Finalmente, llegaron a un campo de refugiados. 

En 1944, Inge empezó a trabajar como ama de llaves en Lugano, Suiza, donde también ayudó a vigilar una "villa de espías" para el Servicio de Secreto de Estados Unidos. 

Después de la Segunda Guerra Mundial, se fue con su primer esposo, Otto Kollman, a Hollywood. Allí "compusieron canciones para algunos de los artistas más destacados de esa generación, como Nat King Cole, Doris Day y Dean Martin", relata la cineasta Leah Galant, autora del corto documental sobre Inge. 

Se aburrió de la vida falsa de Hollywood y se fue. Entonces, empezó a componer canciones y escribir poesía.  

El músico Pedro da Silva le dijo que sus composiciones parecían canciones de 'death metal'. Y a los 93 años Inge decidió darle un nuevo rumbo a su vida y ahora hace parte de una banda, TritoneKings, formada con Da Silva y Lucia Caruso. 

Se postuló para el festival Eurovision 2015 y en 2016 se presentó a un programa de talentos en Suiza. Ya para ese año su historia de vida llamaba mucho la atención. 

La cineasta Leah Galant se interesó mucho en ella y decidió hacerle un corto documental, publicado en el New York Times. 

"Las historias como la suya me parecen sumamente importantes. Mis abuelos judíos huyeron de la Europa nazi, pero murieron antes de que yo pudiera apreciar sus historias sobre lo que vivieron", dice Galant. 

"Las mujeres como ella tienen mucho que enseñarnos y nos piden la atención para hacerlo. Nos corresponde escuchar", concluye la cineasta. 

Fuente
Sistema Integrado Digital