Abrazar un árbol
Freepik.es
11 Nov 2022 07:32 PM

Dos colombianas y una extraña enfermedad: sus extremidades parecen raíces de árbol

En Norte de Santander habitan las dosmujeres que tienen un extraño mal.
jsgomez
Johan Sebastián
Gómez Rojas
@gomez_j1

Una extraña enfermedad ha llamado la atención de más personas en los últimos años, en la que la piel de los humanos se ve cubierta casi en su totalidad por unas verrugas, que parecen la corteza de un árbol. El nombre científico del padecimiento es ictiosis congenita y es sufrida por un pequeño porcentaje de personas en el mundo, que sufren a diario con sus extremidades que se asemejan a las ramas de una planta. 

Dos de las mujeres que tienen extraño mal viven en Toledo, Norte de Santander, y llevan años cuidándose y sufriendo los estereotipos de la sociedad. 

Le puede interesar: Partido de barrio acaba en batalla campal porque le gritaron gol en la cara, ¿Así es en su barrio?

Desde su niñez, Alicia Cañas padeció de un dolor en su cuerpo cuando se iba a vestir, siendo así que, hasta ponerse zapatos y caminar era un desafío para su diario vivir.

Su familia, que vivía en Cacota, Norte de Santander, la llevó al médico para que le dieran algún diagnóstico sobre la enfermedad, pero allí no sabían a ciencia cierta qué podría pasar; por el contrario, algunos vecinos decían que se podría tratar de brujería o alguna pócima que le habían dado a su mamá. 

Los exámenes que le practicaban a Cañas no daban un resultado confiable, pues ninguno de sus 16 hermanos padecía algo similar y para los médicos rurales era muy difícil encontrar el origen del mal.  

La mujer reveló a un medio nacional que durante toda su juventud tuvo que aprender de ese problema, pero gracias a la ayuda de su mamá pudo sobrellevar, en parte, la situación. Lamentablemente, a los 20 años su progenitora murió y se tuvo que valer por sí misma para realizar algunas actividades cotidianas que la producían dolor, tales como vestirse, caminar, bañarse o hacer oficios del hogar. 

Mujeres árbol de Colombia
Semana - Foto: maryan gómez
La mamá y su hija padecen de este extraño mal.

A sus 25 años decidió irse de Cacota y en ese mismo tiempo quedó embarazada de su hija, uno de los motivos que la impulsó día tras día y dejar de lado sus dolencias, pues su el papá de la menor en ningún momento se hizo responsable. 

Después de algunos años, se enteró que su hija Yurely Cañas también nació con este extraño padecimiento, por esto, dejó su dolor de lado y comenzó a salir a las calles a vender revistas de catálogo para hacer algo de dinero y sacar a su hija adelante. 

Lea también: Los millonarios y sus lujos, las marcas más apetecidas por los más ricos

Cuando la menor nació, unos médicos extranjeros le dijeron que esta era una patología genética, que por desgracia no tiene cura, pero tampoco es contagiosa. Esto se produce porque la producción de queratina y las escamas se acumula, en lo que parecen raíces de un árbol.   

Alicia Cañas reveló que quiere enseñarle a su hija que debe salir adelante a pesar de las circunstancias, sin importar lo que diga la gente. Además, espera casarse en los próximos meses, el mismo día de los 15 años de su hija.  

Fuente
Sistema Integrado Digital