taxislafm.jpg
4 Oct 2016 08:11 AM

Asesinan a un taxista bogotano en la ciudad de Cali

Foto de Ingimage, no corresponde a la realidad

A ordenes de la Fiscalía fueron puestos una mujer, un menor de edad y dos hombres de 20 y 21 años, a quienes se les señala de haber asesinado a un taxista bogotano.

El hecho se presentó cuando se encontraban en el corregimiento del Hormiguero, en el sur de la capital del Valle.
La víctima identificada como Edwin Andrés Romero de 35 años, había sido contactado por la mujer para que la transportara desde la capital del país hasta el municipio de Villa Rica, norte del departamento del Cauca, en donde supuestamente debía realizar un ritual de santería.
Por dicho servicio, el hombre y la contratante pactaron el pago de $2 millones de pesos, que debían ser cancelados una vez regresaran a Bogotá.
Para poder realizar el viaje, Romero, debía tramitar el pago de la planilla de pasajeros que exige el Ministerio de Transportes, para que un vehículo con vocación de servicio público urbano, pueda movilizarse por fuera de los límites de la ciudad en el que se encuentra matriculado.
Por la premura y la urgencia que manifestaba la supuesta clienta, Romero no tuvo tiempo de agilizar el documento y decidió realizar el trabajo en su vehículo particular en compañía de su esposa quien también resultó herida durante el macabro plan.
El viaje se cumplió sin contratiempos hasta la ciudad de Cali, en donde la supuesta santera solicitó hacer una parada para recoger a tres presuntos sobrinos, entre ellos el menor de 14 años, quienes la acompañarían hasta el destino pactado, en el municipio de Villa Rica.
Según el coronel, Goerge Quintero, comandante operativo de la Policía Metropolitana de Cali, cuando se encontraban en el corregimiento del Hormiguero,  la mujer ordenó a sus acompañantes atacar al hombre hasta asesinarlo.
"Llegando a las orillas del Río Cuaca ordenan detener el vehículo y le propinan unas heridas con arma blanca, específicamente con machete y esta persona queda tendida en el lugar", aseguró el oficial.
Según los investigadores, la compañera sentimental del conductor, quien también fue herida, fingió estar muerta y logró escapar del lugar para solicitar ayuda a un hombre quien la asiste y la conduce hasta el puesto de control más cercano, en donde da aviso de lo sucedido.
De inmediato las autoridades en la región reaccionaron y logran la captura de los presuntos agresores y recuperar el vehículo hurtado.
Los detenidos deberán responder ante un juez por diferentes delitos, entre ellos homicidio, concierto para delinquir, entre otros.