CC-Santa-fe.jpg
12 Abr 2017 02:09 AM

Tragedia en CC Santafé: "Policía estaba lista para actuar (...) la orden se demoró demasiado"

En su relato para LA FM, Fernando López, cuñado de Claudia Rodríguez -la víctima-, cuestionó la forma en que se gestionó el rescate: "para qué operativo si iban a salvar un cadáver".
La
Fm

ESCUCHE EL RELATO COMPLETO:

 

Consulte también: Juez dejó en libertad al asesino "por pena cumplida y por buen comportamiento" (clic aquí).

-

Fernando López narró las últimas horas de vida de Claudia Johana Rodríguez, mujer asesinada en el centro comercial Santafé por Julio Alberto Reyes.

Rodríguez venía denunciando acoso por parte de su expareja desde hace un año. Cuenta Fernando López, su cuñado, que el último día de vida de Claudia el agresor la estuvo siguiendo durante varias horas.

Quedó demostrado que Claudia ingresó al CC Santafé a las 10:30 a.m., donde se escondió hasta las 6:30 p.m., momento en que el agresor ingresó a la óptica donde trabajaba.

Fueron al menos cuatro horas en las que Claudia sufrió pidiendo ayuda, con la presión de tener al agresor junto a ella amenazándola con un arma y decenas de policías intentando ingresar al local, con la frustración de no contar con una orden para poder actuar.

Consulte también: el relato EXCLUSIVO en LA FM de la taxista que ayudó a Claudia Rodríguez (clic aquí).

Pasadas las 7:00 p.m., cuando Julio Reyes empezó a atacar a la mujer, comenzaron a llegar los primeros policías: "primero eran 20, luego 30, de un momento a otro ya eran 40. A las 8:00 p.m. ya se perdía la cuenta; habían coroneles, miembros del Gaula en civil, todos muy amables pero no actuaban, faltaba una orden", narró Fernando.

Pasaron cuatro horas esperando una orden y "el verdadero operativo tardó solo 30 segundos, cuando se escucharon los disparos y entraron los hombres vestidos de blanco. ¿Para qué operativo si iban a salvar un cadáver?", se cuestionaba Fernando, confesando que prefería que la Policía se hubiese equivocado en los protocolos pero que hubiera salvado a su cuñada, o al menos que lo hubiesen intentado, y no la dejaran sufrir durante todo el tiempo que estuvo retenida.

Al respecto, el director de la Policía Nacional, general Jorge Enrique Nieto, habló en LA FM: