Yohir Akerman, columnista. Y Álvaro Uribe, expresidente de la República
Yohir Akerman, columnista. Y Álvaro Uribe, expresidente de la República
Fotos de @yohirakerman y Colprensa, respectivamente
25 Jul 2018 07:02 AM

Yohir Akerman: importante que Uribe no siga el modus operandi de los "buenos muchachos"

El columnista habló de su escrito, en la que anticipaba el caso por el que el expresidente Álvaro Uribe fue procesado en la Corte.
Alfonso
Alfonso
Rico Torres
@AlfonsoRicoT

"Ahora que el expresidente @AlvaroUribeVel está formalmente investigado por la @CorteSupremaJ y llamado a indagatoria por evidencia contudente, es importante que no siga el modus operandi de los "buenos muchachos" que se vuelan de la justicia nacional y buscan asilo fuera del país". Fue el mensaje que el columnista Yohir Akerman escribió en su cuenta en Twitter luego de conocer la dimisión del expresidente Álvaro Uribe a su curul en el Senado.
 
Yohir Akerman publicó en El Espectador una columna en la cual daba cuenta de todo el proceso contra el expresidente Álvaro Uribe. "En septiembre de 2017 dos abogados penalistas acudieron a la cárcel La Picota con el pretexto de visitar al preso Enrique Joaquín Pardo Hasche, uno de los involucrados en el secuestro y asesinato del suegro del expresidente Andrés Pastrana Arango. Su intención real no era reunirse con ese recluso, sino con el señor Juan Guillermo Monsalve Pineda, también confinado en esa misma prisión", señaló en su escrito.

"Monsalve Pineda se encuentra detenido por paramilitarismo y es un testigo clave en el proceso en contra de los hermanos Santiago y Álvaro Uribe Vélez por la supuesta conformación del Bloque Metro de las autodefensas. Esto porque es hijo de Óscar Monsalve, el mayordomo de la hacienda Guacharacas", agregó Akerman.

De acuerdo con su versión, los dos abogados le dijeron a Juan Guillermo Monsalve Pineda que le podían colaborar, ayudar a salir de prisión, siempre y cuando él señalara que lo dicho contra Álvaro Uribe Vélez y Santiago Uribe Vélez era falso y, además, ofreciera excusas públicas al senador y máxima cabeza del Centro Democrático. 

"Monsalve Pineda les respondió a los abogados que lo iba a pensar y que necesitaba 15 días para dar una respuesta. Inmediatamente salieron los penalistas, el preso contactó a su esposa, la señora Deyanira Gómez Sarmiento, y le contó de la visita que había tenido. Su esposa le dijo que reportara todo ante las autoridades de manera urgente", señaló Akerman en su escrito.

Según el relato de Akerman, investigadores de la Corte le pusieron a Monsalve un reloj con cámara de tal manera que pudiera grabar una próxima reunión con esos abogados. "La grabación de esa conversación y el dispositivo están en manos de la Corte Suprema, en el despacho del magistrado José Luis Barceló Camacho", explicó.

"Según las fuentes cercanas al caso, el magistrado Barceló recurrió a la cooperación internacional para prevenir que la investigación se alterara, puesto que en el pasado misteriosamente se borraron en la Fiscalía algunas de las grabaciones que registraban la voz del expresidente Uribe Velez en conversaciones interceptadas legalmente a otros investigados por la Corte", señaló Akerman.

La esposa de Monsalve tuvo la conversación con los abogados, con instrucciones de la Corte de lo que hiciera. Todo está grabado y en poder del alto tribunal. A la mujer se le brindó protección. "Pese a esto, el 27 de abril de 2018, la señora Gómez Sarmiento fue atacada en Bogotá desde una motocicleta sin placas. Uno de los ocupantes de la moto se bajó y atacó el carro blindado de la Unidad Nacional de Protección en el que viajaba la mujer, afortunadamente, sin poder herirla. Eso sin mencionar los dos intentos de asesinato que le han hecho a Monsalve Pineda", señaló Akerman.

"El magistrado Barceló, que ha hecho hasta lo imposible por proteger a esas personas, aparentemente tiene en su oficina varias horas de grabaciones que implican a estos importantes abogados y al expresidente Álvaro Uribe Vélez en la presión, amenazas y persecución a este testigo y su familia para que cambie su testimonio", señaló. 

En la investigación apareció Álvaro Hernán Prada Artunduaga, representante a la Cámara por el Centro Democrático, porque supuestamente fue a la cárcel La Picota a reunirse con Monsalve, a nombre del expresidente Álvaro Uribe.

"Como reacción a esa providencia judicial y al parecer con su consentimiento, personas allegadas al expresidente Uribe habrían emprendido nuevos actos de manipulación de testigos. En la indagación preliminar, ordenada el 22 de febrero para corroborar estos últimos hechos, la Corte halló elementos de juicio para iniciar este proceso en el que los congresistas Uribe y Prada deberán responder por los mencionados delitos (soborno y fraude procesal)", señaló la Corte mediante un comunicado.  

"Finalmente, para que la Fiscalía General de la Nación investigue esta situación, la Sala le remitió copias de algunas interceptaciones de llamadas telefónicas sostenidas entre el abogado Diego Javier Cadena Ramírez y la exfiscal Hilda Jeaneth Niño Farfán, exfuncionaria que se habría comprometido a desprestigiar la investigación penal que se adelantó contra el señor Santiago Uribe Vélez", añadió el alto tirbunal.

Escuche la entrevista con Yohir Akerman: "es la verdad la que está saliendo a flote", dijo.