Samuel Hoyos, precandidato uribista a la Alcaldía de Bogotá.
Samuel Hoyos, precandidato uribista a la Alcaldía de Bogotá.
Inaldo Pérez - Sistema Integrado Digital
19 Feb 2019 02:32 PM

Samuel Hoyos a Claudia López: "Menos gritos, más propuestas"

El precandidato uribista dijo el modelo que quiso imponer en Bogotá Gustavo Petro, hoy lo representa Claudia López.
Mateo Chacón
Mateo
Chacón
@DMateoChacon

Este es un año crucial para el futuro de Bogotá. El próximo mes de octubre se llevarán a cabo las elecciones en las que se definirá el nombre del nuevo alcalde de la ciudad.

La FM habló con Samuel Hoyos, precandidato del Centro Democrático quien espera ser elegido por la colectividad, por encima de los concejales Diego Molano y Ángela Garzón. La encuesta que definirá al candidato único del partido cierra este viernes 22 de febrero, mientras que el lunes 25 se harán públicos los resultados.

De ser elegido, ¿buscará una coalición o una consulta con otros sectores?

La idea es que ese candidato pase a una coalición con otros sectores políticos e independientes que nos permita competir contra la izquierda. Hace unos meses envié una carta para hacer esa alianza con quienes compartimos una forma de hacer política y gobernar alejada del populismo de los que en el pasado administraron la ciudad con consecuencias catastróficas.

Lea también: Antonio Navarro: "Es muy probable que estas sean mis últimas elecciones"

¿Cuál cree que es el oponente en estas elecciones menos adecuado para la ciudad?

Yo creo que quien representa el modelo de Petro en Bogotá es Claudia López. Fue quien lo impulsó, a la Presidencia de la República. Comparten esa visión de la ciudad que en mi opinión es nociva, porque se dedicó a crear una red clientelista en la administración pública, al asistencialismo que poco contribuye a sacar personas de la pobreza.

Insisto en que la mejor política social es la generación de empleo, no repartir mercaditos.

¿Su campaña se dedicará a polarizar entre Samuel Hoyos y Claudia López?

No es polarizar, es que tenemos dos modelos de ciudad diferente. Yo creo en el estímulo a la actividad privada, al pequeño, mediano y gran empresario, no son los subsidios o los mercados.

No podemos seguir haciendo lo que ellos hacían, que era polarizar a la ciudad entre ricos y pobres. Esta es la ciudad de todos. Esto no se trata de un problema personal con la señora López. Lo que quieren los bogotanos es una persona que solucione sus problemas. Más propuestas y menos gritos.

¿No generan cierto temor que el uribismo no tuvo los mejores resultados en Bogotá las pasadas elecciones presidenciales?

Por eso es importante hacer una gran coalición. A lo mejor el uribismo por sí solo no logre ganar. Por eso es importante integrar a conservadores, independientes, personas que quieran un camino que estimule el aparato productivo, que las políticas sociales no estén enfocadas en un asistencialismo sino en generación de empleo. Es es la alternativa para poder derrotar a esos políticos que representan los doce años de izquierda en Bogotá.

Lea también: 'Guiño' uribista para Samuel Hoyos en candidatura por Alcaldía de Bogotá

¿Qué opina de la administración de Enrique Peñalosa?

Peñalosa tiene cosas buenas y cosas malas. Hay puntos que se le deben reconocer. Es un gran urbanista, que va a dejar grandes proyectos de infraestructura que serán importantes para la ciudad.

Pero también ha tenido grandes equivocaciones, como un estilo de gobierno alejado de los ciudadanos, de imponer decisiones en contra de la voluntad popular. Un gobernante debe tener mayor capacidad de diálogo, disposición a construir consensos, buscar alternativas con todos los sectores y no imponerlas.

Samuel Hoyos
Inaldo Pérez / Sistema Integrado Digital
Samuel Hoyos

Uno de los proyectos que quiere dejar Peñalosa es Transmilenio por la Carrera Séptima. ¿Cuál es su postura al respecto?

Este corredor es vital para Bogotá. Necesitamos una gran obra de infraestructura en esta vía. Pero no estoy de acuerdo en construir simultáneamente una línea de metro por la Avenida Caracas y una troncal de Transmilenio por la Séptima. Esas dos obras van a hacer colapsar a Bogotá.

Primero salgamos del metro. Hay que hacerlo como lo tiene estructurado Peñalosa, pero sin peatonalizar la Caracas, eso es una mala decisión. Después de eso vemos qué alternativa es la mejor para la Carrera Séptima.

¿Cómo solucionar el déficit del Sitp?

El sistema de transporte está desfinanciado, quebrado. Hay que buscar reestructurar los contratos, empezar a sacar de circulación buses que deben ser chatarrizados, optar por una flota eléctrica, rediseñar las rutas en términos de cobertura y frecuencia.

Pese al alza a las tarifas el transporte sigue siendo ineficiente, incómodo e inseguro. Además tenemos un problema de colados que representa cerca del 10% de los usuarios, lo cual genera pérdidas de cerca de $200.000 millones al año, que serían útiles para cubrir ese déficit y mejorando el servicio.

Lea también: Petro no asistió a declarar en proceso contra Samuel Hoyos por injuria y calumnia

¿Cómo es la Bogotá que se imagina?

Debemos mejorar la calidad de vida de los bogotanos. Para eso es necesario reducir las distancias, repensar la ciudad, es decir, construir pequeñas ciudades dentro de la gran Bogotá. Esto es tener cerca a nuestra casa hospitales, parques, universidades, colegios, zonas verdes, empresas. Las personas podrán ir a estos lugares a pie o en bicicleta, lo cual descongestiona vías, es mejor para la salud y para el medio ambiente.

No debemos crecer a lo ancho y comernos el cinturón verde que rodea la ciudad. Se debe crecer hacia arriba, sobre todo en el occidente. Esto implica pensar en usos mixtos del suelo, que permita que el ocio, la industria, el comercio, las residencias se puedan hacer no por zonas sino de una forma integrada.

Además se debe fortalecer el sector privado para que entre en esta dinámica. Si usted va e invierte en El Paraíso, en Ciudad Bolívar, genera 1.000 o 2.000 puestos de trabajo en la zona, yo le puedo decir que a cambio le doy 20 años de exención tributaria.

¿Qué le diría a las personas indignadas por la multa de $800.000 a un joven por comprar una empanada en la calle?

Que el Código de Policía está mal hecho. No puede ser que en este país sea más grave comerse una empanada en la calle que haber sido un criminal de lesa humanidad de las Farc que hoy esté en el Congreso. 

Pero eso es consecuencia de la informalidad, del exceso de regulación que recae sobre el comerciante formal, que hoy está sometido a una gran cantidad e procesos arbitrarios que se prestan para corrupción, con una presión fiscal excesiva.

Fuente
Sistema Integrado Digital