8 Jun 2016 03:54 PM

Los proyectos de ley que 'agonizan' en el Congreso de la República

El próximo 20 de junio se acabará la legislatura y algunos proyectos de interés público y de vital importancia para la ciudadanía quedarán en veremos.
LA F.m. hizo un recuento de los proyectos que actualmente están siendo tramitados en el Congreso de la República y seleccionó aquellos que están a punto de hundirse, y aquellos que técnicamente ya no entrarían en esta legislatura.
 
Al proyecto de acceso al agua, el mismo que viene del Senado donde tuvo su trámite con celeridad, le faltan dos debates en la Cámara de Representantes para ser aprobado; por tiempos no tendría posibilidad de ser debatido por tanto se hundiría. El proyecto establece el acceso al agua como un derecho fundamental.
 
Ante las dificultades que se vienen presentando en algunos departamentos para el acceso al agua, principalmente para algunas comunidades cómo las de La Guajira, la aprobación de esta ley sería de vital importancia.   
 
El proyecto de ley para la búsqueda de menores desaparecidos, el cual  busca crear un sistema de alertas tempranas para la ubicación de los menores reportados como desaparecidos, secuestrados, sustraídos, extraviados o privados de su libertad.
 
Así mismo, el proyecto busca que cuando un niño menor de 12 años esté desaparecido, las autoridades no esperen 72 horas para reportar su desaparición. Esta iniciativa del Partido Mira ni siquiera llegó a su primer debate. Por lo tanto se hunde.
 
La ley de cajeros. Esta ley busca que las personas con promedios inferiores a tres salarios mínimos en sus cuentas, sean eximidos del pago por retiros en los cajeros automáticos. Este proyecto está en su segundo debate en Cámara, así que aún le faltarían dos debates en el Senado para ser ley, por lo que continuará su trámite en la próxima legislatura.
 
Ser pilo paga. Este proyecto de iniciativa gubernamental y que actualmente es una de las políticas del Gobierno del presidente Juan Manuel Santos, fue presentado ante el Congreso para convertirlo en ley de la República, pese a tener el aval del partido de La U, y de otros partidos y por supuesto del propio Gobierno; no ha tenido su primer debate en el Congreso, por lo cual está en riesgo inminente de ser hundido.
 
El proyecto que evita la reelección de congresistas. El proyecto se ha intentado tramitar varias veces en el Congreso, sin éxito, pues esta no ha sido la excepción al tratarse de un acto legislativo, tiene un trámite más largo (de ocho debates) y ni siquiera fue discutido en comisiones, por lo tanto una vez más esta iniciativa se hunde.
 
La ley de reclutamiento que busca unificar la prestación del servicio militar a 18 meses; el proyecto está pendiente por su segundo debate, es un acumulado de un proyecto de dos representantes del partido Opción Ciudadana y un proyecto presentado por el Ministerio de Defensa Nacional. Este proyecto busca entre otras, que la edad máxima para el reclutamiento sea de 24 años. Pese a que ya tuvo su aprobación en primer debate, tendrá que continuar su trámite en la próxima legislatura pues por tiempos ya no se le podrá dar trámite en este primer semestre del 2016.
 
El proyecto que reglamenta el uso de plataformas como Uber, aunque el Gobierno Nacional ya dictaminó un decreto del cual no salieron muy bien librados quienes prestan el servicio de transporte de pasajeros a través de plataformas tecnológicas. El proyecto que buscaba la posibilidad de reglamentar este tipo de plataformas, no dio ni su primer debate en el Congreso, lo que hunde la iniciativa. (Al término de este artículo, representantes de Uber plantearon recoger más de un millón de firmas para que el Congreso le diera trámite).  
 
La ley del deporte, la cual fue radicada en agosto de 2015, ya completa casi un año en el Congreso y aún no se le da trámite. Con este proyecto de ley se busca fortalecer e incentivar el apoyo financiero y de infraestructura a los deportistas de alto rendimiento del país.
 
La descriminalización del uso de drogas. El Proyecto de iniciativa del partido Centro Democrático, busca que los adictos a las drogas sean tratados como enfermos y no como drogadictos, además de darles atención en centros especializados por parte del Gobierno a través del Ministerio de Salud. Esta iniciativa también se hundirá pues no se le dio trámite. 
Fuente
Sistema Integrado Digital