2 Mayo 2016 04:25 PM

Condenan al Estado a pagar millonaria suma por toma de Miraflores

El Consejo de Estado condenó a la Nación a pagar 5.900 millones de pesos a 28 soldados que fueron secuestrados tras la toma que las Farc hicieran a la base antinarcóticos en el Guaviare.
Según la sentencia, fue evidente la negligencia por parte del Ejército, puesto que hubo una falla táctica y de estrategia militar, ya que los refuerzos llegaron tarde, lo que provocó el posterior secuestro de los militares.
 
"El ataque se dio como consecuencia de la falla en el servicio consistente por una parte, en la inferioridad numérica y táctica que sufría el Ejército, y por otra, en la ausencia de inteligencia militar, pues los refuerzos de personal, armamento y apoyo logístico y técnico nunca llegaron. Por lo anterior, solicitaron les sean reconocidos perjuicios materiales y morales, y los daños a la vida de relación". 
 
Será el Ministerio de Defensa quien tendrá que desembolsar la cuantía de indemnización para los 28 soldados, a quienes después de haberles realizado exámenes médicos  fueron diagnosticados con un 82 % de incapacidad laboral, debido a los vejámenes a los que fueron sometidos por parte de la guerrilla durante sus tres años de cautiverio. 
 
"El Ministerio de Defensa es administrativamente responsable por los perjuicios morales, materiales y daño a la vida de los soldados regulares del Ejército Nacional, con el tortuoso secuestro que sufrieron durante aproximadamente 3 años a manos del grupo insurgente.  Además de los perjuicios referidos, un daño continuado que se consolidó con el pasar de los tiempos con las actas de Junta Médica Laboral No. 14760 de fecha 4 de septiembre de 2006 registrada en la Dirección de Sanidad del Ejército Nacional, que le determinó al joven Carlos Bernal, una disminución de la capacidad laboral total del 82.6%".
 
El Consejo de Estado, además le ordenó al Gobierno, solicitarle a las Farc que pidan excusas públicas a los militares afectados y sus familiares. 
 
"Exhortar respetuosamente al Presidente de la República como jefe de Estado y suprema autoridad administrativa, y por virtud de la colaboración armónica entre las Ramas del poder público,  consagrada en el artículo 113 de la Carta Política, así como cabeza de las negociaciones de paz de La Habana, para que por conducto de la delegación del Estado se transmita a la organización o grupo armado insurgente Farc y a sus máximos dirigentes, la necesidad de ofrecer disculpas públicas y explicar a toda la comunidad nacional los hechos constitutivos", señaló la sentencia.