Breadcrumb node

Los pájaros no son reales, son drones que espían: la insólita teoría de jóvenes estadounidenses

Esta teoría de conspiración ha puesto al mundo a hablar sobre ellos, pero ¿por qué aseguran semejante cosa? ¿tienen pruebas suficientes?.

Actualizado:
Martes, Mayo 2, 2023 - 11:32
Los pájaros no existen, teoría de conspiración estadounidense
Instagram Birds Aren't Real

En Nueva York, la ciudad que nunca duerme, se centra una asociación que sostiene una impactante teoría, pues expresan que el gobierno sustituyó las aves de esta ciudad por drones.  

Los integrantes de este grupo sostienen que el gobierno ha hecho ese cambio para espiar a los ciudadanos a través de los drones en forma de aves. Son tan activos que hasta hacen manifestaciones en las calles, incluso se reunieron frente a la sede de Twitter en San Francisco para protestar y pedir que cambien el logo de la red social, ya que es un pájaro.

Puede ver: Por "conspirar para tomar el poder", condenan a importante opositora en Bielorrusia

Otra de sus creencias disparatadas, se basa, en que el Madison Square Garden es una central de energía para aquellos drones, dobles de los pájaros. Sostienen que allí se transforman los gritos de emoción de las personas en energía para mantener las máquinas espías.

Aunque suene como de película, el movimiento 'Birds Aren't Real' es más que real y cuenta con miles de seguidores en sus redes sociales. 

Sin embargo, el New York Times explica que son muchos los que se unen a este grupo conspiranoico, pero lo curioso es que el creador de este grupo y sus seguidores saben perfectamente que todo esto es mentira. 

Lea también: Estatua de la Libertad, ¿Por qué no se puede limpiar? Curiosidades de este monumento histórico de Nueva York

El movimiento de 'los pájaros no son reales' surge como una parodia social  ante un tiempo en el que la posverdad domina la sociedad y surgen muchas teorías de conspiración en internet.

Los integrantes de este grupo se unen para criticar y burlarse de la desinformación. “Es una forma de combatir los problemas del mundo que no se pueden combatir de otra manera”, dijo Claire Chronis, de 22 años, organizadora de Birds Aren’t Real en Pittsburgh para el New York Times.

Peter McIndoe, es el joven que está detrás de todo este movimiento; abandonó la  universidad para crear "Birds aren't real" en el 2017 y por años se mantuvo en su personaje, siendo un ferviente defensor del movimiento, sin embargo, ahora pretende cotar la verdad y revelar que todo es una parodia.

“La idea pretende ser muy absurda, pero nos aseguramos de que nada de lo que decimos sea demasiado realista. Eso es algo que hay que tener en cuenta al salir del personaje", indicó.

Puede ver: ¿Piensa viajar a Nueva York? Recomendaciones para vestir, según cada estación

Expresó que la mayoría de los miembros de este grupo han crecido en un ambiente plagado de desinformación o tienen allegados que han sido víctimas de teorías de conspiración.

Incluso para el NYT Cameron Kasky, integrante del movimiento y quien organizó la protesta March for Our Lives contra la violencia armada en 2018  habló sobre 'Birds Aren´t Real'. 

"Te hace parar un segundo y reír. En un momento singularmente sombrío para alcanzar la mayoría de edad, no está de más tener algo de lo que reírse juntos”.

Así mismo, McIndoe asegura que fueron "capaces de construir un mundo totalmente ficticio que los medios de comunicación locales informaron como un hecho y que el público cuestionó”.

Resaltó que las donaciones que reciben se utilizan para bien, pues ese dinero se invierte en las vayas publicitarias y para tiquetes de avión de los miembros de la organización que los representan en las concentraciones "Brigadas del pájaro".

Lea también: Dobles del Rey Carlos y Camila generan revuelo al recorrer en carroza las afueras del palacio de Buckingham

Explicó que todo surgió cuando Donald Trump se posicionó como presidente de los Estados Unidos y en ese momento, él caminaba por la calle y en un lugar había una marcha de mujeres y del otro lado unos manifestantes pro-Trump.

En medio de eso, arrancó un afiche de la pared y escribió "los pájaros no son reales" a modo de broma; fue ahí cuando le surgió la idea de materializar el  absurdo movimiento.

Fuente:
Sistema Integrado Digital