Imagen de referencia.
Cortesía Fiscalía.
13 Dic 2020 07:29 PM

Israelí es capturado en Bogotá por nexos con mafia japonesa

Gabriel Kenigsberger es investigado y podría cumplir una condena de 26 años de prisión por varios delitos relacionados con el narcotráfico.
Luis Francisco Cifuentes
Luis Francisco
Cifuentes
@CifuentesM

El ciudadano israelí Gabriel Kenigsberger, vinculado al  tráfico de estupefacientes y lavado de activos derivado con acciones ilegales, fue detenido en la localidad de chapinero en el norte de Bogotá. 

El director de crimen organizado de la Fiscalía general de la Nación, Javier García Troches, manifestó que el capturado sería uno de los cabecillas de una organización internacional que tendría vínculos con la mafia japonesa Yacuza y Jerusalén de Israel.

La Fiscalía General de la Nación reveló que el detenido tiene pendiente por cumplir una condena de 26 años de prisión, por hechos relacionados con su pertenencia a redes de narcotráfico. 

Kenigsberger fue sentenciado en octubre pasado por el Juzgado Cuarto Especializado de Bogotá, como responsable de los delitos de concierto para delinquir agravado, tráfico, fabricación o porte de estupefacientes y lavado de activos agravado. 

Según la investigación, la actividad de Kenigsberger estaba relacionada con el tráfico de estupefacientes y el lavado de activos producto de acciones ilegales. 

El extranjero también es investigado por su posible participación en casos de explotación sexual de menores, con la promoción de planes turísticos sexuales que incluían adolescentes.

En ese sentido, la Fiscalía determinó que el extranjero tiene en su contra varios procesos judiciales vigentes por narcotráfico en Francia, Holanda e Israel.

El ciudadano israelí reside desde hace dos décadas en Colombia y contaba con cédula de extranjería, lo que le permitía recorrer el país para coordinar el envío de cocaína desde puertos de la Costa Atlántica hasta el viejo continente.

Fuente
Sistema Integrado de Información