Enfermedades
El 99 % de los casos el VPH es curable
Imagen de uso libre- Px Here
14 Oct 2019 06:15 PM

Fiscalía imputa a tres médicos por no atender a un niño que murió en Paraguay

Aunque ninguno de los tres eran especialistas en pediatría, el Ministerio Público señaló que están obligados a prestar ayuda.
Catherine Nieto Morantes
Catherine
Nieto Morantes
@Leidyknietom

La Fiscalía de Paraguay imputó a tres médicos de un centro de salud de Asunción que supuestamente decidieron no atender a un niño de dos años que falleció en el box de urgencias, a pesar de que su madre les alertó del grave empeoramiento de salud de su hijo.

María de Fátima Bastos, José Manuel Ovando y Óscar Feliciano Cabrera serán sometidos a la Justicia por un presunto delito de omisión de auxilio, según informó el Ministerio Público en un comunicado.

De acuerdo a la investigación de la Fiscalía, la madre del menor les comunicó a los tres doctores del Sanatorio Migone de la capital paraguaya que su hijo se encontraba muy pálido, después de que le hubieran suministrado un medicamento en el centro el pasado 20 de agosto.

Lea también: La militar que condenaron por pedir un permiso de lactancia

A pesar de que la madre se dirigió a ellos hasta en dos ocasiones con "angustia y en voz alta", ninguno de los tres doctores que se encontraban en el box de urgencias se acercó a verificar el estado de salud del paciente.

"Por favor, le falta oxígeno, esta pálido, está transparente ya mi bebé, su boca está morada", expresó la madre en el área de urgencias del centro médico, según recoge el comunicado del Ministerio Público.

La Fiscalía defendió que los tres profesionales incurrieron en una inacción de sus responsabilidades, ya que se encontraban designados como médicos de guardia en la sala de urgencias del centro médico.

Lea también: Imputan cargos a médicos tolimenses por muerte de una paciente

Aunque ninguno de los tres eran especialistas en pediatría, el Ministerio Público señaló que están obligados a "prestar ayuda necesaria mientras llegue la medica pediatra".

Dos de ellos son médicos residentes, sin embargo ya cuentan con el título profesional expedido por la universidad, por lo que están habilitados para prestar auxilio ante cualquier tipo de emergencia médica.

El caso salió a la luz después de que la familia denunciara la presunta negligencia del Sanatorio Migone y de que los medios locales publicasen un video de la sala de emergencias, en el que los tres doctores aparecen conversando.