Hamilton Mourão respondió al canciller de Jerusalen
Hamilton Mourão, presidente encargado de Brasil / AFP
28 Ene 2019 09:32 PM

Brasil no está considerando trasladar su embajada a Jerusalén

La declaración es otra muestra de los mensajes contradictorios que viene mandando el gobierno de Bolsonaro sobre ese asunto.
Julián Mauricio Sabogal
Julián
Sabogal
@01PeriodistaMas

El presidente interino de Brasil, el general Hamilton Mourao, le dijo este lunes al embajador de Palestina en Brasilia que "por ahora" el gobierno no está pensando en trasladar la embajada brasileña en Israel de Tel Aviv a Jerusalén.

"La respuesta que le di a ellos es una respuesta de Estado, ¿no? El Estado brasileño, por ahora, no está pensando en ningún traslado de embajada", dijo Mourao tras reunirse con Ibrahim Alzeben, al frente de la representación palestina en Brasil desde 2008.

Mourao, vicepresidente de Brasil, está ejerciendo la presidencia desde la mañana de este lunes por un periodo de 48 horas, durante la cirugía abdominal a la que fue sometido por la mañana el mandatario Jair Bolsonaro y el posterior "estricto reposo".

Le puede interesar: ¿Estados Unidos estaría contemplando enviar "5.000 tropas a Colombia"?

La declaración es otra muestra de los mensajes contradictorios que viene mandando el gobierno de Bolsonaro sobre ese asunto.

En noviembre, poco después de ganar las elecciones, Bolsonaro dijo que pretendía seguir los pasos del presidente estadounidense, Donald Trump, y mover la embajada a Jerusalén. 

Pero después de que se hicieran oír objeciones entre sus propios aliados y exportadores de carne a los países árabes, afirmó que eso "no está decidido aún".

Sin embargo, tras la visita del primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, a Brasil con motivo de la toma de posesión de Bolsonaro el 1 de enero, el mandatario brasileño afirmó que "la decisión está tomada" y que "sólo falta decidir cuándo será implementada".

Lea también: Maduro dice que tomará acciones legales contra EE.UU. por sanción a PDVSA

La reunión entre ambos líderes sirvió para sellar "una nueva alianza" entre los dos países, cuya primera muestra ha sido el envío de Netanyahu de un avión con militares expertos en rescate y equipos de alta tecnología para colaborar en la búsqueda de sobrevivientes del desastre minero desatado el viernes en el sudeste de Brasil.

Israel considera toda la ciudad de Jerusalén como su capital indivisible, en tanto que los palestinos aspiran a que Jerusalén Este se convierta en la capital de su futuro Estado.

Para la comunidad internacional, el estatuto de la Ciudad Santa tiene que negociarse entre las dos partes, y las embajadas no tienen que instalarse allí hasta que no se haya alcanzado un acuerdo. Hasta ahora, Brasil, donde conviven comunidades judías y árabes, ha mantenido esa postura.