Ramos2.jpg
AFP
14 Ene 2017 01:39 PM

Zidane defiende a Ramos, "el jugador más emblemático de España"

El técnico del Real Madrid, Zinedine Zidane, apoyó este sábado a su capitán Sergio Ramos, envuelto en una polémica por sus gestos hacia aficionados radicales del Sevilla el jueves en un partido de Copa, la víspera de volver a jugar con los andaluces en Liga.
La
Fm

"Ramos es nuestro capitán, es un ejemplo para todos, no sólo para nuestro vestuario. Seguramente es el jugador más emblemático de España", dijo Zidane este sábado en la rueda de prensa previa al encuentro de la 18ª jornada de Liga contra el Sevilla.

"Lo que yo quiero ahora (...) y el Sevilla ha pedido lo mismo que nosotros, es máximo respeto a los jugadores, a lo que la gente quiere ver que es fútbol, y ya está, el asunto se ha acabado", añadió el técnico blanco, poco después de que el equipo blanco hiciera un comunicado oficial de apoyo al jugador.

El Real Madrid expresó "su apoyo total y absoluto" a Ramos, que es un "referente de valores para todos los aficionados al fútbol y al deporte en general".

La nota recuerda que el equipo blanco "ha sido inflexible" a la hora de luchar contra los violentos y se unió al Sevilla para pedir que los aficionados que acudan al partido del domingo lo disfruten desde el respeto.

En el partido de octavos de final de la Copa del Rey del jueves entre Real Madrid y Sevilla (3-3), en el que quedó eliminado el equipo andaluz, Ramos marcó uno de los goles, dirigiéndose un sector de aficionados radicales del Sevilla señalándose la camiseta y llevándose las manos a las orejas en actitud de escuchar, tras haber estado todo el partido oyendo insultos.

Después pidió perdón por su gol al resto del estadio, recordando el equipo donde se formó y del que salió hacia el Real Madrid hace once años.

- "Vamos a sufrir" -

Los insultos de los ultras fueron denunciados por la Liga de Fútbol ante la Comisión Antiviolencia, mientras el Sevilla emitió un comunicado condenando los hechos, pidiendo respeto y al mismo tiempo solicitando también a la Liga que denunciara a Ramos por "los gestos realizados (...) en la celebración de un gol".

Esta polémica ha marcado el partido del domingo, en el que el técnico blanco tiene claro que "seguramente que ellos nos lo van a poner difícil, vamos a sufrir", como ya ocurrió el jueves en el que el Sevilla superó a los blancos.

"Vamos a tener un partido complicado como el otro día, es un ambiente que presiona mucho, así que el partido será complicado, difícil, incluso más que el otro día", añadió Zidane.

La idea del equipo blanco es tener el balón, "pero el Sevilla no nos lo va a poner fácil para que tengamos el balón", aseguró.

Los blancos acuden a Sevilla dispuestos a seguir afianzando su liderato liguero frente al segundo clasificado.

Con información de AFP