El abuso a los turistas fue cometido en Cartagena.
El abuso a los turistas fue cometido en Cartagena.
Tomada de YouTube
20 Nov 2019 11:06 AM

A turistas les cobraron $250.000 por diez cervezas en la playa 

Una vez más, los vendedores informales trataron de estafar a extranjeros y hasta los insultaron.
Germán
Germán
Espejo
@gerespejo

Y nada que aprendemos en Colombia a respetar al turista. Una vez más se conoció de un abuso cometido por parte de quienes se dedican a atender esos lugares visitados por un alto número de turistas

En las últimas horas apareció el video de una aparente estafa cometida por parte de vendedores informales en Playa Blanca en Cartagena (Bolívar), una de las playas más visitadas por nacionales y extranjeros. 

En esta oportunidad son unos estadounidenses los que aseguran que les querían cobrar unas cervezas a precios desorbitantes y realmente escandalosos para el costo real de esa bebida. 

Y es que los turistas indicaron que por tan solo diez cervezas les pasaron a cobrar $250.000. Además, a los extranjeros les querían cobrar $170.000 de propina, un adicional– que aunque debe ser voluntario– querían incluir en el servicio los vendedores del lugar. 

Hermano, yo soy colombiano y tengo mucho amor por este país y me da lástima que vayan a pedir tanta plata, es solo eso”, dijo Zach Morris, un norteamericano que lleva varios años en Colombia y que fue también víctima.  

Aunque los turistas reclamaron, lejos de bajarle a esta abrupta tarifa, llegaron a ser inclusive objeto de amenazas por el vendedor quien los amedrento y les pidió “abrirse”. 

Aun así, el vendedor denunciado se presentó en las últimas horas ante la Policía Nacional y dijo que jamás trató de estafar a los estadounidenses que visitaban esa playa. 

Yo no podría hacer eso porque estaría atentando contra el turismo”, dijo Yurdanis Pérez, el vendedor señalado de cometer el abuso. 

Indicó además que el cobro que hizo correspondía a un paquete de servicios que incluía comidas y parasoles, algo que fue puesto en duda por las autoridades. 

Ahora, el caso de este sujeto fue puesto a disposición de un inspector de Policía, algo que lo podría llevar a acarrear una multa que es superior a los $800.000. 

Igualmente, Pérez -el vendedor señalado de la estafa– también podría ser multado por el maltrato verbal que cometió contra los turistas

Fuente
Sistema Integrado Digital