playablancacartagena.jpg
La Policía Metropolitana de Cartagena en Playa Blanca / Foto suministrada a LA FM
10 Mar 2018 03:18 AM

Turista alemana fue robada en Playa Blanca de Cartagena

La Policía Metropolitana de la ciudad amurallada halló que a la mujer le quitaron dinero y su celular.

En medio de la Ofensiva Nacional Contra el Hurto se desplegaron actividades preventivas y disuasivas por parte de funcionarios de la Subestación de Policía de Playa Blanca, adscritos a la Policía Metropolitana de Cartagena, para garantizar la seguridad a visitantes nacionales y extranjeros que escogen esta zona de la ciudad por su atractivo turístico.

Durante los operativos, la Policía Metropolitana de Cartagena adelantó verificaciones en la documentación de los establecimientos que prestan sus servicios a turistas nacionales y extranjeros, solicitando antecedentes a sus empleados.

Por información difundida a través de medios de comunicación, se estableció que uno de estos negocios que prestaba servicio a turistas había sustraído un celular y dinero en efectivo de una turista de nacionalidad alemana. Por ello, le fue impuesta una medida de suspensión temporal de la actividad, por diez días, prevista en el Código Nacional de Policía y Convivencia.

Al requerir la documentación no presentaron los permisos necesarios para su funcionamiento, dando lugar a una de las faltas más frecuentes; la violación al artículo 92 numeral 16. Desarrollar la actividad económica sin cumplir cualquiera de los requisitos establecidos en la normatividad vigente, la cual genera una multa general tipo 4 y suspensión temporal de actividad, la cual tiene un costo aproximado de 32 salarios mínimos diarios legales vigentes equivalentes a $786.880 pesos.

En la jornada, miembros de la Policía Metropolitana adscritos a la Subestación de Policía Playa Blanca y del Grupo de Turismo y Patrimonio, brindaron recomendaciones de seguridad a los turistas nacionales y extranjeros, para que se acerquen a la Policía Nacional para denunciar cualquier hecho que afecte su seguridad, evitando convertirse en víctimas de acciones delictivas, reaccionando ante cualquier hecho sospechoso, denunciando oportunamente al personal policial, que permita actuar de forma contundente, capturando y judicializando a los responsables.