4 Oct 2016 09:27 PM

Ley de licores, aprobada en último debate

Tras más de 7 horas de debate, la plenaria del Senado aprobó el proyecto, que tuvo algunas modificaciones; la iniciativa presentada por el Gobierno modifica el impuesto por grado de alcohol para el licor.
Entre los cambios que se introdujeron está el tratamiento especial para los vinos, se bajó el impuesto específico incluido inicialmente en el proyecto de $220 a $150 y el denominado impuesto advalorem pasó del 25% al 20%.
 
Según el ministro de Hacienda, Mauricio Cárdenas, “los vinos pagarán menos impuestos a diferencia de los alcoholes destilados porque hacen menos daños para la salud por eso solo pagarán el 20% y los demás licores el 25%”.
 
En cuanto a la inclusión que se había hecho de un gravamen a la cerveza, finalmente se reversó y según el  jefe de las finanzas públicas “nos comprometimos a revisar que los impuestos a la cerveza tengan una proporción y no se diferencien de los impuestos a los vinos que son bebidas fermentadas, esto no se podía aprobar hoy porque hubiera sido improvisado, este tema se va a revisar minuciosamente en la reforma tributaria”.
 
De la misma manera, se modificó el artículo 28 para dar protección al aguardiente y salvaguardar al ron nacional de los importados. También se modificó el artículo 33, para que el IVA de los licores se destine para inversión en salud de los departamentos.
 
La mayoría de los congresistas solicitaron protección especial para el ron nacional, que produce la industria licorera en los diferentes departamentos. Los aguardientes y los rones nacionales, cuentan con una protección especial por ser bebidas representativas del país, donde los departamentos podrán decidir si se abre el mercado con aguardiente extranjero o no.
 
Según explicó Cárdenas, los impuestos de los licores representan el 16% de los ingresos departamentales y en el año 2014 representó ingresos por 1.3 billones de pesos.
 
Además, dijo que este proyecto beneficiará directamente a los departamentos, que recibirían el otro año $1.75 billones.
 
Frente a un posible aumento del contrabando, Cárdenas respondió que "no es cierto que el contrabando aumente si se implementa esta nueva ley ya que aumentarían los costos para el licor ilegal".