El agresor es buscado por las autoridades, toda vez que no se conoce nada sobre su paradero luego de este ataque.
La emergencia, que tiene consternada a la comunidad, ocurrió en el barrio El Tablazo del municipio de Copacabana, norte del Valle de Aburrá.
Imagen referencial-RCN Televisión
19 Oct 2018 04:50 PM

Diariamente se presentan 136 casos de personas quemadas en Colombia

Cada año la cifra de personas quemadas supera los 50 mil casos, especialmente menores de edad.
Diana Cabrera
Diana
Cabrera
@dianamileca

Un déficit de camas y centros médicos para la atención de personas que resultan quemadas en Colombia denunció la Fundación INTI, que atiende de forma integral a sobrevivientes por quemaduras. 

La entidad reveló que diariamente se reportan 136 casos de menores y adultos con graves heridas en diferentes partes del cuerpo, que requieren ser trasladados a ciudades como Bogotá, Medellín, Cali y Bucaramanga, donde se tienen seis clínicas especializadas con capacidad para 140 camas. 

Lea también: (Bebés quemados en incubadoras, casos recurrentes en Colombia)

La directora de la entidad, Adriana Liévano, confirmó que “la situación es muy crítica porque, según las cifras de las autoridades de salud, al año se reportan más de 50 mil personas quemadas”. 

Subrayó que en el país “tenemos un déficit de 100 camas para atender un buen número de pacientes, por lo que es un tema muy complejo porque cada día crece el número de personas afectadas”. 

La funcionaria agregó que “el Ministerio de Salud y las Unidades de Quemados del país, además, dieron a conocer que el 92% de los pacientes quemados -especialmente en accidentes caseros- no se está atendiendo en unidades especializadas, poniéndose en riesgo su salud ante una infección en la piel”. 

Le puede interesar: Cinco menores murieron quemados en su vivienda en Córdoba

Según la directora de la fundación, esta situación se hace más crítica a final de año cuando el uso indebido de pólvora incrementa el número de accidentes por quemaduras. Así lo demuestran los 538 casos de personas quemadas por pólvora que se registraron en diciembre de 2017. 

“Estas cifras son muy preocupantes porque son los niños la población más vulnerable a este tipo de accidentes. Tres de cada diez personas quemadas en Colombia son niños menores de nueve años, de los cuales el 18% queda con incapacidad permanente en alguna parte de su cuerpo”, indicó. 

Señaló que “los mayores accidentes están enfocados a quemaduras por ollas con agua hirviendo, aceites calientes, llamas, pólvora y demás líquidos como gasolina los cuales son mal manipulados”. 

Además, la funcionaria destacó que el número de unidades para la atención de quemados es muy inferior para la cantidad de casos que se presentan en el país, especialmente en la zona rural donde se tienen muchas dificultades para sus traslados a centros médicos que tienen unidades de cuidados intensivos para la atención de personas quemadas.  

En caso de quemaduras por líquidos, llamas o superficies calientes debe tener en cuenta:  

  • Si se prende llama en el cuerpo o la ropa, tirarse al piso y rodar hasta apagar la llama. Nunca apagar la llama con agua e idealmente cubrir a la víctima con una cobija de lana.
  • Una vez apagada la llama, alejar a la víctima de la fuente de calor.  
  • Poner inmediatamente la zona afectada debajo del chorro del agua para enfriarla.  
  • Cubrir la zona afectada con una toalla o paños limpios y humedecidos en agua. 
  • Retirar solo la ropa, joyería, cinturones y zapatos que no se encuentren pegados a la piel antes de que se inflame. 
  • Recortar la ropa alrededor de la que esté pegada a la piel.  
  • No poner ninguna sustancia sobre la quemadura (Cebolla, tomate, huevo, leche, harina, Sulfaplata, ungüentos, ni ningún remedio casero). Eso solo hace más difícil el tratamiento y puede infectar la herida.  
  •  No aplicar hielo sobre la herida. El hielo quema. 
  •  No romper las ampollas. Estas las debe tratar el médico.  
  • Acudir al centro de salud más cercano, lo más rápido posible. 

 

Por quemaduras con agentes químicos (Ácidos)  

  • Proteger las manos con guantes para evitar que el ácido o agente químico queme.  
  • Retirar la ropa contaminada, joyería, cinturones y zapatos que no se encuentre pegada a la piel antes de que se inflame.  
  • Secar la piel afectada quitando cualquier exceso del químico con toallas o paños limpios.  
  • Enjuagar la zona afectada con agua durante 20 o 30 minutos, o hasta llegar al hospital.  
  • Aplicar cualquier jabón líquido que tenga a la mano y dejar durante 15 minutos en la zona afectada. 
  • Si los ojos se vieron afectados, enjuagarlos con agua normal de manera continua hasta recibir atención médica.  
  • Repetir el lavado durante 20 o 30 minutos y volver a aplicar el jabón durante 15 minutos hasta obtener atención médica.  
  • No poner ninguna sustancia sobre la quemadura (Cebolla, tomate, huevo, leche, harina, Sulfaplata, ungüentos, ni ningún remedio casero). Eso solo hace más difícil el tratamiento y puede infectar la herida.  
  • No aplicar hielo sobre la herida. El hielo quema.  
  • No romper las ampollas. Estas las debe tratar el médico. 
  • Acudir al centro de salud más cercano, lo más rápido posible. 

 

Quemadura por electricidad  

  • Desconectar la fuente de energía o corriente: enchufe o extensión.  
  • No tocar a la víctima mientras esté en contacto con la electricidad o la fuente de corriente.  
  • Nunca lavar con agua a la víctima o poner agua sobre las quemaduras.  
  • Cubrir las quemaduras con toallas o paños limpios y secos.  
  • No poner ninguna sustancia sobre la quemadura (Cebolla, tomate, huevo, leche, harina, Sulfaplata, ungüentos, ni ningún remedio casero). Eso solo hace más difícil el tratamiento y puede infectar la herida.  
  • No aplicar hielo sobre la herida. El hielo quema.  
  • No romper las ampollas. Estas las debe tratar el médico.  
  • Acudir al centro de salud más cercano, lo más rápido posible. Las quemaduras eléctricas siempre deben recibir atención médica, por pequeñas que sean. 
Fuente
Sistema Integrado de Información