El expresiente Álvaro Uribe en la Corte, el 29 de julio de 2016
El expresiente Álvaro Uribe en la Corte, el 29 de julio de 2016
Foto de Colprensa
8 Oct 2019 07:11 AM

César Augusto Reyes Medina, el magistrado que escucha a Uribe en indagatoria

El exmandatario afronta un proceso por presunta manipulación de testigos.
Johana Rodríguez
Johana
Rodríguez
@joharodri4

El magistrado Cesar Reyes es el encargado de proyectar una ponencia sobre la situación jurídica del expresidente Álvaro Uribe, lo que significa que debe determinar si emite una medida de aseguramiento o le permite continuar el proceso por presunta manipulación de testigos en libertad. 

La ponencia que proyecte el magistrado será después de escuchar al expresidente en diligencia de indagatoria. La sala en pleno, conformada por seis magistrados, revisará la ponencia, pero en esta oportunidad la decisión sólo será tomada por cinco magistrados: Francisco Farfán, Marco Antonio Rueda, Héctor Alarcón, Misael Rodríguez y el ponente César Reyes.

Lea: Nombran al coronel Manuel Armando Quintero como director (e) del Inpec

La magistrada Cristina Lombana no participará de la decisión debido a que está impedida para hacerlo. La diligencia de indagatoria podría durar hasta tres días debido a que el magistrado tiene listo un cuestionario de más de 100 preguntas, el expediente tiene más de 27 mil horas de interceptaciones en 156 cd, 43 testigos y 11 inspecciones judiciales. 

El magistrado Reyes es quien lidera la investigación, es especialista en Derecho Penal de la Universidad Nacional, y en Derechos Humanos de la ESAP. Fue abogado litigante durante 30 años, consultor en Programas de Fortalecimiento de la Justicia, en Panamá, Perú, México, Ecuador, Nicaragua, El Salvador, Honduras, República Dominicana y Colombia y capacitador de Sistema Penal Acusatorio y juicio Oral en los cursos de formación para Defensores Públicos, Jueces, Procuradores y Profesores Universitarios.

De 67 años de edad, el exmandatario enfrenta una investigación por manipulación de testigos en su calidad de senador, que podría llevarlo a juicio por dos delitos relacionados (soborno y fraude procesal) y que son castigados con unos ocho años de cárcel. Una vez sea escuchado en la Corte Suprema de Justicia, los magistrados deberán determinar si Uribe sigue respondiendo en libertad a la investigación en curso o, por el contrario, ordenan su captura mientras concluye el proceso. El alto tribunal también podría considerar que no hay mérito para continuar con las pesquisas.