Capriles-AFP.jpg
AFP
29 Mayo 2017 11:45 AM

Capriles denuncia "emboscada" violenta de militares al término de protesta

"4:30 pm! Fuimos ahora emboscados en Las Mercedes cuando nos retirábamos por efectivos GNB, robados, golpeados, todo mi equipo está herido!", indicó el opositor en su cuenta de Twitter.
La
Fm

El gobernador del estado venezolano Miranda (centro), el opositor Henrique Capriles, denunció que fue emboscado por funcionarios de la policía militarizada Guardia Nacional (GNB) al término de una protesta antigubernamental en una urbanización del municipio Baruta, en el este de Caracas.

Un testigo del hecho explicó a Efe que Capriles y una decena de personas que trabajan con él iban caminando cuando fueron abordados por cerca de 50 agentes de la GNB a bordo de motocicletas.

Miles de opositores marcharon este lunes en Caracas en lo que definieron como el inicio de una etapa de mayor presión contra el presidente Nicolás Maduro y su proyecto de Asamblea Constituyente.

Los manifestantes intentaron avanzar hacia la sede de la Defensoría del Pueblo, en el centro de la capital, pero fueron bloqueados por militares con bombas lacrimógenas, chorros de agua a presión y perdigones.

El chavismo, en tanto, se movilizó en esa zona en respaldo a la iniciativa para reformar la Constitución.

Fueron las primeras manifestaciones después de que la coalición opositora Mesa de la Unidad Democrática (MUD) llamara el domingo a "escalar" las protestas para impedir la Constituyente, a la que considera un "fraude" de Maduro para eludir elecciones y aferrarse al poder.

Los dirigentes de la MUD no han detallado en qué consistirá dicha escalada, aunque anticiparon que las acciones en adelante prevén permanecer más tiempo en las calles.

Desde que comenzaron el pasado 1 de abril, las protestas dejan 59 muertos y más de un millar de heridos, según la Fiscalía, así como cerca de 3.000 detenidos, de acuerdo con la ONG Foro Penal.

Como ha sucedido cada vez que la oposición trata de marchar hacia el centro de Caracas, la principal autopista de la ciudad era escenario de enfrentamientos entre cuerpos de seguridad y manifestantes, que lanzaban piedras y cócteles molotov contra los uniformados.

También se registraban disturbios en otras áreas del este y el oeste de la capital.

El diputado Carlos Paparoni denunció haber sido herido por una bomba lacrimógena en la cabeza. Otros opositores aseguraron que los uniformados les dispararon objetos metálicos con sus escopetas de perdigones.

Mientras, una neurálgica avenida del centro, donde se ubican importantes oficinas públicas y a través de la cual se puede llegar al palacio presidencial de Miraflores, amaneció bloqueada con barreras metálicas de la Guardia Nacional.

El chavismo marchó hacia El Calvario, emblemático paseo de la zona, para respaldar la Constituyente, que Maduro define como un poder, incluso por "encima de la ley", que resolverá la grave crisis venezolana.

Con información de AFP y EFE