jorgeluispintoyhernandariogomez.jpg
Jorge Luis Pinto y Hernán Darío 'Bolillo' Gómez en medio del partido / Foto tomada del video
18 Ene 2017 01:15 AM

Jorge Luis Pinto y Hernán Darío 'Bolillo' Gómez, a las manos y separados por asistentes

Los técnicos colombianos protagonizaron el incidente en medio del juego entre Honduras y Panamá, por la Copa Centroamericana 2017.
La
Fm

Los técnicos colombianos Jorge Luis Pinto y Hernán Darío 'Bolillo' Gómez se fueron a las manos, se empujaron, discutieron y fueron separados luego de que la Selección de Honduras, dirigida por el primero de ellos, derrotara a su similar de Panamá en calidad de visitante.

Los dirigidos por Pinto dieron un paso en grande por el título de la Copa Centroamericana 2017 en un partido en que los panameños desesperadamente buscaron igualar el marcador y que terminó en la inesperada bronca entre los técnicos de ambas selecciones. El gol de Honduras vino por la vía de un polémico penal que fue sancionado por el árbitro Jair Marrufo en el minuto 35 ante una falta de Luis Ovalle sobre el delantero Eddie Hernández, que lo ejecutó con eficacia.

Inmediatamente, en el minuto 39, el partido se detuvo por un momento ante el reclamo de los panameños al árbitro por no sancionar con penal una mano cometida por los hondureños, lo que le valió una tarjeta amarilla al centrocampista panameño Anibal Godoy, quien criticó el "protagonismo" en el partido de Marrufo y lo culpó del gol que encajó el equipo panameño.

El seleccionador de Honduras, Jorge Luis Pinto, no quiso entrar a considerar si el penal era justificado o no, y tampoco se refirió al incidente con su colega y compatriota Hernán Darío Gómez una vez que se acabó el partido. Ambos técnicos se acercaron a conversar al final del juego de manera aparentemente cordial, pero el diálogo terminó en empujones entre los dos y con el cruce de insultos.

Pinto dijo que Panamá jugó muy bien aunque, indicó, se complicó un poco con el balonazo. Gómez, por su parte, afirmó que Honduras "ya tiene la Copa", pero que a Panamá, afirmó, "le faltan dos partidos berracos", uno de ellos el viernes próximo ante El Salvador, en los que, dijo, se probarán los nuevos jugadores que se han integrado al equipo.

Sobre el roce con Pinto, Gómez explicó que se originó en una acusación "bien seria" que este le soltó en relación a que Panamá supuestamente "compró al árbitro cubano" Yadiel Martínez pitara a favor del equipo canalero, que le ganó por 0-1 a los "catrachos" en noviembre pasado en el hexagonal final eliminatorio de la Concacaf. "Esa es una acusación muy seria que (Pinto) tiene que probar", remarcó Gómez, quien resaltó que le deja tranquilo el juego que hizo su equipo, trabajando bien por las bandas.

El torneo de la Uncaf clasifica a los cuatro primeros a la Copa de Oro y al quinto a una repesca con Haití para el mismo torneo de la Confederación Norte, Centroamérica y el Caribe de Fútbol (Concacaf).