COLP_131776.jpg
Colprensa (referencia)
2 Mayo 2017 05:46 AM

Gobierno expide 1.800 órdenes para desalojar a quienes ocupan bienes de la mafia

Se adelanta un proceso para desalojar a particulares que están viviendo en 7 mil bienes que el Estado ha incautado al crimen organizado.
La
Fm

La Sociedad de Activos Especiales SAE adelanta un proceso para desalojar a particulares que están viviendo en 7 mil bienes que el Estado ha incautado al crimen organizado.

Según Mauricio Solórzano, Vicepresidente Jurídico del organismo, "a la fecha hemos expedido alrededor de más de 1.800 resoluciones para el desalojo de esos bienes".

Indicó que este proceso se está surtiendo por medio de los inspectores de Policía y otras autoridades como los alcaldes, en los municipios donde están ubicados estos bienes.

En estos, casos, señaló Solórzano, "se proceso al desalojo de aquellos que se encuentran ocupados irregularmente por terceros".

Sostuvo que a la fecha han sido desalojados 400 de estos bienes incautados a la mafia y a otras organizaciones criminales.

"Esta es una actividad que continuamos realizando de la mano del Ministerio de Justicia y que con el nuevo proyecto de ley sobre el fortalecimiento de la extinción de dominio será una facultad directamente asignada a la entidad", expresó.

Indicó que la mayoría de los ciudadanos que están ocupando de forma irregular estos bienes, son particulares, personas naturales que han invadido los bienes del Estado.

Sin embargo, dejó entrever que habría grupos de personas que se han encargado de ocupar más de un bien.

Estos bienes están en todo el país, por lo que Solórzano expresó ha sido una labor exhaustiva la que se adelanta para desalojar a estos particulares de estas propiedades.

En febrero, la directora de la Sociedad de Activos Especiales (SAE), Virginia Torres reveló que actualmente hay en 7.000 bienes incautados al narcotráfico que se encuentran invadidos.

La funcionaria explicó que dichos bienes no pueden ser vendidos y por tanto se hace necesario recuperarlos.

"Muchos de ellos están en precario estado y es imperativo repararlos para ponerlos en venta", afirmó.

Sin embargo señaló que uno de los grandes problemas para poner a punto estos bienes, es la demora del proceso de extinción de dominio que debe surtirse, que en promedio dura entre 8 y 25 o 30 años.

Torres informó que la entidad tiene a su cargo 90 mil de estos inmuebles.