Militares en formación
Los casos de abusos por parte de la autoridad han afectado la imagen de las instituciones.
Militares / Colprensa
22 Oct 2018 01:04 PM

¿En Colombia se ha perdido el respeto a la autoridad?

Los recientes casos ocurridos en los departamentos de Cauca y Norte de Santander ponen sobre la mesa la legitimidad de la Fuerza Pública.

Teniendo en cuenta las agresiones presentadas en los últimos días por parte de la ciudadanía a miembros de las Fuerzas Militares, RCN Radio contactó al sociólogo Daniel Bernal, quien señaló que históricamente este tipo de casos no son nuevos. 

"Eso se debe a la ilegitimidad de las autoridades. En esos territorios el Estado y el Ejército como representante, históricamente no son vistos como una fuente de seguridad, tranquilidad, orden, entonces cuando las comunidades reacciona a pesar de no tener armas y ellos sí, es porque no tienen nada que perder, están defendiendo su dignidad", aseguró Bernal.

Lea también: En Tibú (Norte de Santander) y Argelia (Cauca) comunidad se envalentona contra el Ejército 

Para el sociólogo, aunque se perciben dinámicas de economía ilegal, también se denota vulnerabilidad social y política en muchas de estas regiones. 

"Para nosotros que estamos en la ciudad es como si perdieran la autoridad, el respeto; hablar de esa manera es desconocer la dinámica histórica del conflicto armado (...) Por ejemplo. Estamos en el propósito de reemplazar los cultivos ilícitos por cultivos legales, pero no se debe hacer a la fuerza, se debe hacer de una manera concertada. Entonces el Estado debe llegar allí a escuchar a las comunidades, ¿porqué están en la economía ilegal? ¿a qué se debe? ¿qué se necesita para hacer la sustitución?, concluyó. 

Las agresiones a la Fuerza Pública

En el municipio de Argelia (Cauca), más de sesenta soldados e investigadores fueron rodeados por cerca de 500 miembros de la comunidad, quienes los ultrajaron, amenazaron, privaron de su libertad y condujeron a una cancha de fútbol ubicada en la vereda Sinaí, luego que los militares adelantaran un operativo contra unos laboratorios donde procesaban droga.

Una vez en ubicado en la cancha, los militares fueron retenidos varias horas por la comunidad, donde les exigían devolver la droga y armas incautadas en el cristalizadero de droga. 

Una situación similar se presentó en el mismo municipio hace dos semanas.  En ese momento, a soldados del Ejército y funcionarios de la Fiscalía les fue retenida la droga que habían incautado, bajo la arenga de que se trata de un territorio cocalero al que no puede volver a ingresar la autoridad. 

Vea también: Habitantes de Villanueva (Cauca) atacaron al Ejército para evitar captura de un delincuente

Entre tanto, en la vereda Serpentino, zona rural del municipio de Tibú, en Norte de Santander, se presentó una asonada por parte de la comunidad, luego de que tropas del Ejército interceptaran un vehículo que contenía combustible presuntamente hurtado. Sumado a la agresión física y las amenazas contra los soldados, el personal civil produjo daños en un vehículo de uso exclusivo de las Fuerzas Militares.

Por otra parte, este sábado, tropas del Ejército Nacional fueron agredidos en Villanueva (Cauca) cuando se disponían a capturar a Didier Calvache Jiménez, alias ‘Conejo’, supuesto cabecilla de finanzas del Frente Manuel Vásquez Castaño del ELN.

Los militares fueron objeto de agresiones físicas y rociados con una sustancia inflamable, obstruyendo así el procedimiento judicial.

Fuente
Sistema Integrado Digital