26 Oct 2016 01:31 PM

Declaran nulos apartes de resolución que reglamenta asignación de frecuencias para TV

La ANTV pretendía imponer restricciones a los canales de televisión, privándolos de explotar la frecuencia que se les asignó, según señaló el alto tribunal.
El Consejo de Estado declaró la nulidad de algunos apartes de los artículos 1, 7 y 13 de la Resolución 759 de 2013 de la Autoridad Nacional de Televisión (ANTV), mediante la cual se adoptó la reglamentación para asignar frecuencias radioeléctricas a los canales de televisión 
 
La demanda de nulidad fue presentada por Caracol Televisión S.A y RCN Televisión S.A al señalar que algunos apartes de esa resolución atentaban contra la libertad de expresión, difusión y operación de sus canales. 
 
Tras el estudio por parte del alto tribunal, se evidenció que esos tres artículos de la resolución imponen una restricción al concesionario del servicio de televisión, al establecer que “bajo ninguna circunstancia el concesionario podrá radiodifundir señales desde la estación de televisión, hasta que la ANTV le informe mediante comunicación escrita al concesionario, que se encuentra autorizado para iniciar operaciones”.
 
En ese sentido, la sección tercera del Consejo de Estado determinó que la Autoridad Nacional de Televisión no tiene la facultad de imponer al beneficiario de la asignación de frecuencias la carga de obtener una autorización posterior para el inicio de operaciones de radiodifusión, trámite administrativo que priva al nuevo concesionario de explotar la frecuencia asignada hasta tanto la Autoridad comunique el permiso para iniciar operaciones. 
 
La corporación judicial fue clara en señalar que “el legislador expresamente otorgó competencia a la Autoridad Nacional de Televisión para asignar las frecuencias a los concesionarios del servicio de televisión, pero nada señaló sobre la pretendida competencia de esa Autoridad para imponer al concesionario una autorización posterior”, indica la sentencia. 
 
Y es que para el Consejo de Estado, la ANTV está tratando de imponer limitaciones a los derechos de libertad de expresión y libre iniciativa privada, lo cual significa un quiebre a los cimientos del Estado Social y Democrático de Derecho. 
Fuente
Sistema Integrado Digital