Esqueleto didáctico con órganos vitales
Mediante la donación de órganos de una sola persona apta, pueden ser beneficiados 50 adicionales.
Pexels.com
22 Nov 2022 12:55 PM

Donación de órganos para niños, ¿Cómo funciona?

La donación de órganos en niños es muy diferente que en adultos. Entérese de sus particularidades.
Juan Carlos
González Narváez
@Juan_gon1991

La donación de órganos es el procedimiento mediante el cual se traspasa tejidos y órganos sanos de una persona a otra, cuando quien es receptor presenta determinada afectación que atenta a su salud. Se hacen normalmente cuando la persona fallece, aunque hay otras que pueden realizarse en vida.

Según expertos, una sola persona donante tiene la capacidad de salvar la vida de 50 más. Entre los órganos que se pueden considerar aptos para donación están:

  • Órganos internos: hígado, páncreas, corazón, intestinos, riñones, pulmones.
  • Piel.
  • Hueso y médula ósea.
  • Córnea.

 

Persona sujetando esqueleto didáctico con sus respectivos órganos
Pexel.com
Entre los órganos más necesitados por los menos se encuentran el hígado y el corazón, estos deben provenir de donantes también menores claramente compatibles.

Hay que tener en cuenta algo muy importante, el tamaño del cuerpo y el órgano son importantes para conocer la compatibilidad de los posibles donantes con el niño o niña. De ahí que los infantes reciban el tejido u órgano de otro menor, aunque hay veces en que los niños más grandes suelen recibir trasplantes de adultos.

Todo esto se determina por medio de un examen médico que previamente ha hecho el profesional de medicina para conocer que el niño está apto para el procedimiento.

Los órganos que más necesitan los más pequeños de la casa, alternan dependiendo la edad:

  • Los niños menores de 1 año esperan un hígado o un corazón.
  • La mayoría de los niños de 1 a 10 años aguardan por un riñón o hígado, seguido de un corazón.
  • Menores entre los 11 y 17 años necesitan un riñón, seguido de un corazón.

 

Familiares acompañan a niña que se encuentra hospitalizada
Pixels.com
El acompañamiento de padres y familiares al menor antes de la intervención, son de gran importancia debido a que disminuyen los nervios del niño al momento de la cirugía.

Es por ello que en los casos en que un menor deba someterse a un procedimiento de ese tipo, es de vital importancia la preparación psicológica y emocional de éste, ya que la intervención podría poner nervioso al infante. Puede tratarse este tema brindándole o hablando de temas que le den ánimos y ganas de conseguir metas después de la cirugía, con el fin de que los resultados sean los mejores, para él y su familia. Aun así, es importante que los papás sean claros y honestos con el menor a cerca del procedimiento.

En caso de que el ‘galeno’ le haya formulado dieta específica al menor previo a la cirugía, es clave que el padre de familia le ayude al menor a que la pueda seguir de manera disciplinada.

Fuente
Sistema Integrado Digital