La industria de construcción ha incluido dentro de sus elementos varios que están encaminados a cuidar el medio ambiente.
La industria de construcción ha incluido dentro de sus elementos varios que están encaminados a cuidar el medio ambiente.
Imagen de uso libre- Pixabay
27 Feb 2019 12:40 AM

Los tres productos naturales que pueden sustituir al plástico

Para el año 2030, 111 millones de toneladas métricas de plástico terminarán en vertederos y océanos.
Laura María Sánchez Pico
Laura María
Sánchez Pico
@LauramSanchezp

Los plásticos desechables en los últimos años se han convertido en el dolor de cabeza de los seres humanos. Su alto nivel contaminante ha ocasionado el deterioro del medio ambiente. Combatir la llamada contaminación 'blanca' es el foco principal de ingenieros, diseñadores y científicos que han tratado de transforman las alternativas tradicionales en ecológicas y sostenibles.   

La economía circular se ha encargado de crear una industria que permita reemplazar los elementos plásticos por materiales naturales biodegradables como la madera líquida, el aislamiento de algas y los sustitutos de polímeros hechos de almidón de plantas fermentadas como las papas o el maíz.  

Con la utilización de estos productos naturales se puede garantizar la disminución de desperdicios plásticos, reducción de emisiones de carbono y la implementación de nuevas tecnologías.  

Lea más: Crean nuevo tipo de queso sin lácteos y a base de levadura

Materiales Naturales

Lana mineral 

Es uno de los recursos más abundantes en el ambiente, su procedencia viene de la roca ígnea natural. Cuando estas rocas son fundidas se convierten en fibras similares a las del algodón de azúcar. Su principal uso es bloquear la transferencia de calor en los áticos, techos y entresuelos, siendo uno de los materiales con mayor resistencia al fuego.  

Este material es el más utilizado en los últimos años por los arquitectos y diseñadores que buscan elementos amigables con el medio ambiente que se puedan implementar en construcciones.  

La Micotectura

Son conocidos como hongos o algas que se crean sobre  las cortezas de los árboles y el suelo del bosque. Su uso sostenible tiene la capacidad de reemplazar los materiales como el poliestireno, los materiales aislantes, los muebles, los materiales acuáticos e incluso los artículos de cuero. 

Los científicos han estudiado durante los últimos años la manera extraer los tejidos vegetativos de los hongos y solidificarlos en nuevas estructuras. Los hongos se pueden cultivar en la mayoría de lugares en donde reposan los desperdicios, lo que permite su producción rápida.  

Ladrillos de orín

Se diseñaron con el objetivo de reemplazar el cemento, uno de los materiales que representa el 5 % de las emisiones de dióxido de carbón en el mundo. 

Estos ladrillos están diseñados a base de los granos sobrantes de la industria cervecera que mezclados con roca y orina forman parte de un material altamente sostenible. 

Lea también: ¿Por qué España es el país más saludable del mundo?

Este tipo de iniciativas a la industria sostenible han permitido que Asia, Europa y África desarrollen productos de alta caída a base de materiales naturales. 

Los químicos, los plásticos y los desperdicios son los principales factores de destrucción en el mundo, por lo que es difícil erradicar por completo su existencia. 

El reciclaje desempeña la función de ralentizar el viaje de los plásticos a los vertederos u océanos, donde el material reposa debido a que éste no se biodegrada por completo.  

Por esta razón, para prevenir los efectos que trae consigo el uso de plásticos y tóxicos se deben crear alternativas que permitan cambiar los materiales contaminantes por unos recursos renovables que aseguren un futuro sostenible del mundo.