rafaeluribenoguerapresuntoagresormenorlafm11.jpg
Rafael Uribe Noguera / Difundida en redes sociales
9 Ene 2018 01:28 PM

Rafael Uribe Noguera fue atacado por reclusos en la cárcel La Picota

Presos de la cárcel La Picota atacaron al asesino de la menor Yuliana Samboni cuando era traslado a la enfermería del penal.
La
Fm

Cuando era trasladado a la Unidad de Sanidad de la cárcel Picota de Bogotá, el ingeniero Rafael Uribe Noguera, condenado a 58 años de cárcel por el crimen de Yuliana Samboni, fue víctima de una agresión por parte de varios internos de la penitenciaría.

Los reclusos lo identificaron en el momento en el que los guardias de la cárcel lo custodiaban a través de los pasillos de la cárcel con rumbo a la enfermería.

Además de algunas contusiones y golpes, el incidente no pasó a mayores gracias a la intervención de los guardias, quienes lograron detener la agresión contra el confeso asesino de Yuliana Samboni.

Rafael Uribe Noguera paga una pena de 58 años de cárcel al declararse responsable por el secuestro, abuso y posterior homicidio de la menor de 7 años, ocurrido en el norte de Bogotá, el pasado 4 de diciembre de 2016.

Tras el incidente en que Uribe Noguera fue agredido, el Inpec mantiene las medidas de seguridad al detenido, quien en días pasados había solicitado un cambio de patio.

Cabe anotar que un juzgado de ejecución de penas de Bogotá mantuvo en firme la condena en contra de Uribe Noguera por el crimen de Yuliana Samboní.

Lea también:

El 2 de noviembre pasado la condena contra Rafael Uribe Noguera aumentó de 51 años de prisión a 58 años por disposición del Tribunal Superior de Bogotá que así resolvió la apelación y falló cambiar la sentencia.

La sentencia que fue establecida y remitida el pasado mes de noviembre de 2017 por parte del Tribunal Superior de Bogotá, no fue apelada por ninguno de los intervinientes en medio del proceso penal adelantado bajo los delitos de homicidio agravado, secuestro simple, y acceso carnal.

En desarrollo de la determinación se verificó la primera condena emitida por un juez de Bogotá el pasado mes de marzo de 2017 y que había sido puesta en primera instancia sobre 51 años y 8 meses de cárcel, luego de que Rafael Uribe Noguera reconociera el secuestro, abuso y posterior crimen de la menor.